Hoy

img
Etiqueta: viento
Ideas meteo-climáticas sobre el confort y la salud humana
img
Adolfo Marroquín Santoña | 20-05-2017 | 19:58 |0

“Todo aquel que quiera estudiar medicina correctamente debe conocer las siguientes materias: Primero, debe tener en cuenta los efectos de cada estación del año, y las diferencias que existen entre ellas. En segundo lugar, debe estudiar los vientos fríos y los cálidos, tanto los que son comunes a todos los países, como los que son propios de cada región…” (Hipócrates, médico en la antigua Grecia, entre los años 460 a 370 a.C., en su Tratado de los aires, las aguas y los lugares).

En efecto, cuatro siglos antes de Cristo, ya señalaba Hipócrates la forma en que los vientos fríos y los cálidos afectan a las personas y la posible conexión entre las epidemias y las condiciones meteorológicas. Desde entonces, muchos estudios científicos han certificado de forma taxativa la enorme influencia que los fenómenos atmosféricos tienen sobre la salud humana. No es sólo que una ola de frío provoque episodios de hipotermia o de congelación; o que una ola de calor ocasione muertes por golpes de calor y deshidratación. Lo que los estudios llevados a cabo ponen de manifiesto es el aumento de enfermedades y de mortalidad que se deriva de dichos fenómenos como

Ver Post
Las chemtrails son variantes de contrails
img
Adolfo Marroquín Santoña | 03-03-2016 | 17:18 |0

El término inglés “chemtrail” es una abreviatura de la expresión inglesa “chemical trail”, cuya traducción literal es estela química. La denominación procede de imitar la que se da en inglés a las líneas blancas que, algunas veces, trazan en el azul del cielo los modernos aviones “de reacción”, a las que se conocen como “contrail”, de “condensation trail”, es decir estelas de condensación.

Empezaremos por “lo más natural”, las estelas de condensación, para ver después “lo menos frecuente y natural”, las estelas químicas… o lo que sean. De acuerdo con el Diccionario de la Real Academia Española (DRAE), una estela es el rastro que deja en el aire un cuerpo en movimiento. Y, según el mismo DRAE, una nube es el agregado visible de minúsculas gotitas de agua, de cristales de hielo o de ambos, suspendido en la atmósfera y producido por la condensación de vapor de agua.

Así pues, esas “trails” es decir esas estelas, realmente son nubes, cuyo origen está en el hecho de que el combustible que utilizan los motores de los turborreactores, que es el keroseno, tras su combustión para mover las turbinas de estas aeronaves, genera un

Ver Post
Foehn, los efectos del efecto
img
Adolfo Marroquín Santoña | 23-12-2014 | 11:05 |0

Es conocido que el clima de una región tiene una estrecha relación con el carácter de las personas que habitan en ella, así se asigna un carácter tranquilo y hasta pasivo a los naturales de las zonas con temperaturas medias elevadas y mantenidas con poca variación entre extremos, entre las máximas y las mínimas, día a día, y a lo largo del año. Se dice que en esas condiciones sus gentes están “aplatanadas”, haciendo referencia al carácter de las Islas Canarias, por otra parte conocidas como las Islas Afortunadas, precisamente por su clima.

La realidad es que la meteorología, es decir el estado de la atmósfera en cada momento en torno al presente o muy próximo a él, y el clima, que es el auténtico escultor del paisaje y del paisanaje de cada territorio, influyen notablemente en la salud y el bienestar de los seres humanos, que los disfrutan o padecen, según sean los valores que se le presentan.

Es evidente que las temperaturas extremas pueden provocar que los mecanismos reguladores del organismo fallen, dando lugar a efectos indeseables que van más allá del confort, puesto que se pondría en juego la propia salud; por ejemplo se sabe que debe protegerse

Ver Post
Población creciente en Clima y Salud menguantes
img
Adolfo Marroquín Santoña | 12-10-2014 | 16:33 |0

En la actualidad, la población mundial está creciendo a un ritmo que, según algunas previsiones, nos llevará a los 11 000 millones de habitantes en el planeta al final de presente siglo; al mismo tiempo, esa creciente población está envejeciendo a un ritmo también creciente, lo que resulta peligroso desde muchos puntos de vista. A su vez, la variabilidad del clima es cada vez mayor, acompañada de más frecuentes fenómenos meteorológicos extremos.

Estos fenómenos extremos no son recomendables para ninguna edad, pero mucho menos aun para las personas de edad avanzada. En consecuencia, una rama de la ciencia que convendría potenciar, para profundizar en los retos y necesidades de las personas mayores a la hora de hacer frente a los citados fenómenos adversos, es la “gerontología climática”, orientada precisamente a minimizar el impacto negativo de los cambios ambientales sobre las personas mayores.

No obstante, aunque por razones obvias las personas mayores serán las que se vean más afectadas por los cambios del clima, el resto de los humanos no quedarán al margen de su influencia y consecuencias.

De hecho, según publicaciones del Dr. Martínez-Carpio

Ver Post
Los océanos contienen el futuro del clima
img
Adolfo Marroquín Santoña | 28-03-2014 | 21:58 |0

Fundamentalmente  podemos distinguir dos tipos de corrientes oceánicas; las corrientes superficiales, que constituyen el 10% del agua del océano y que podemos considerar que se encuentran  en los primeros 400 m, desde la superficie  hacia abajo, y las corrientes profundas, con circulación termohalina, en las que, de una u otra manera, está incluido el restante 90% de los océanos.

Las corrientes oceánicas superficiales nacen de los movimientos de las masas de agua más someras, regidos fundamentalmente por el calentamiento solar, las mareas y los vientos.

Con carácter general el calentamiento provoca la dilatación de los cuerpos, y en el caso del agua superficial, el calentamiento solar causa la dilatación del agua; el resultado es que, cerca del Ecuador, donde las temperaturas son más altas, el nivel del mar es más alto, que en las latitudes medias.

Esta mayor dilatación del agua en las zonas más cálidas, causa una inclinación en el nivel del mar, de forma que, por simple gravedad, el agua tiende a fluir, en sentido descendente, en dirección de la pendiente. En principio esa trayectoria de bajada sería rectilínea, pero como consecuencia del llamado efecto

Ver Post
El calor y la sal mueven los océanos
img
Adolfo Marroquín Santoña | 21-03-2014 | 19:22 |0


El movimiento de las aguas de los océanos es más intenso y visible en la superficie. Las olas, las mareas y las corrientes superficiales promueven la mezcla de las aguas oceánicas; las corrientes y las olas están influenciadas por los vientos. Los vientos a su vez están influenciados por el calor generado por el Sol. Las corrientes marinas transportan grandes cantidades de agua y energía en forma de calor, por lo que influyen en la distribución de la salinidad y de la temperatura en el planeta.

Una visión extremadamente simplificada de cómo funciona el movimiento oceánico, debido a la diferencia de salinidad y temperatura, podríamos resumirla señalando que, en los mares tropicales en los que el calentamiento es máximo debido a la elevada irradiación solar, la fuerte evaporación (se evapora el agua pero no la sal) genera masas de agua muy saladas, que se hunden al ser más densas; al igual que ocurre en las zonas polares, especialmente en el entorno de la Antártida, pues al congelarse el agua se desprende de toda su sal (se congela el agua pero no la sal) y se precipita hacia el fondo en forma de una corriente densa, salada y fría. Por el contrario, en el

Ver Post
Pirámides, guardando las formas y la salud
img
Adolfo Marroquín Santoña | 13-03-2014 | 11:07 |0

Al oír hablar de Pirámides, la mayoría de las personas piensa inmediatamente en las que son mundialmente famosas, las de Egipto, y más en concreto en las que se encuentran en la meseta de Giza (Guiza o Gizeh), a unos veinte kilómetros de El Cairo. En esa meseta se encuentra la gran pirámide de Keops, que es una de las maravillas del mundo, así como las pirámides de Kefrén y de Micerino.

Pero la realidad es que, la distribución de este tipo de construcciones a lo largo y ancho del mundo es tal que las podemos encontrar poco menos que por todas partes

Lo mismo ocurre cuando se piensa en la finalidad para la que fueron construidas; lo más frecuente es asociar la idea de las pirámides con la de tumbas de los faraones egipcios, sin embargo nunca se han encontrado restos de ningún faraón en ninguna de las más de un centenar de pirámides encontradas y estudiadas en Egipto.

Por tanto deberíamos pensar que probablemente las pirámides no estaban pensadas para la muerte, sino muy al contrario eran monumentos pensados para la vida y la salud, y en cualquier caso su simple forma es considerada por muchos enigmática, pero a la vez atractiva.

En la contraportada

Ver Post
Adolfo Marroquín, Doctor en Física, Geofísico, Ingeniero Técnico Industrial, Meteorólogo, Climatólogo, y desde 1965 huésped de Extremadura, una tierra magnífica, cuna y hogar de gente fantástica, donde he enseñado y he aprendido muchas cosas, he publicado numerosos artículos, impartido conferencias y dado clases a alumnos de todo tipo y nivel, desde el bachillerato hasta el doctorado. Desde este blog, trataré de contar curiosidades científicas, sobre el clima y sus cambios, la naturaleza, el medio ambiente, etc., de la forma más fácil y clara que me sea posible.