Epifanía: El sueño realizado -Ester y César- | De lo divino y lo humano - Blogs hoy.es

Blogs

José Moreno Losada

De lo divino y lo humano

Epifanía: El sueño realizado -Ester y César-

La fiesta del deseo, el sueño y la alegría

Celebrar esta fiesta con la alegría, el deseo y el sueño, no es una casualidad, es la razón de ser del misterio celebrado. La luz que señala la estrella, la que nos libera de toda oscuridad y desnortamiento es el deseo de lo soñado, la alegría de lo encontrado. La ilusión viene porque  la vida y la fuerza  no están allí donde  esperábamos, ni en el modo como creíamos, no estaban ni en el templo grandioso,  ni en el palacio poderoso, se paró la estrella en la desnudez de la vida, allí donde estaba más desnuda y desvalida, solo así podía ser auténtica y aclaraba que tanto amor humano solo puede ser de origen divino, allí estaba el templo de la palabra hecha carne y el poder de que todo fue hecho por ella y nada se hizo sin ella. Esa es la luz y la luz cuando llega al hombre no puede esconderse se hace puro deseo, sueño auténtico y alegría verdadera.

El tesoro de la vida

 Y lo grandioso de todo esto es que hay quien lo sigue entendiendo, hoy mismo me encontraba con un padre joven que venía a prisa a la celebración de la eucaristía y al saludarle y comentarle que venía solo, me ha respondido con sonrisa grande: “hoy están locos en casa, no soy capaz de traerlos… pero yo no podía faltar, quiero saber qué es lo que estoy celebrando, no quiero perderme el tesoro de la Epifanía, el sentido que le daremos en esta celebración, necesitaba venir, no puedo con todo este materialismo que nos rodea”. Es el mismo padre que hace un tiempo me comentaba que había hecho un replanteamiento de su trabajo y la conciliación con su vida familiar. Ahora trabajaba menos –cobraba menos- pero vivía más, y vivía lo más fundamental, se preocupaba de los valores más importantes y estaba inquieto por esta dimensión de la fe en la vida de lo humano, quería acompañar a sus hijos en esta búsqueda y en el descubrimiento de la vida, no se quería perder el misterio de la vida, había visto la estrella parada en sus hijos y quería poner ahí todo su oro, su incienso y su mirra. Su escala de valores está reorganizándose y poniendo lo primero en primer lugar. Esté encontrando el norte desde una estrella que sólo le señala lo profundo de la vida de cada día.

Cuando el “nosotros” se impone al “yo”

Y en este mismo día, recibo la foto, de Ester y César, acaban de nacer, han llegado unidos, Juanjo y Eva, sus padres los han esperado con inquietud, abriéndose al misterio de algo que les superaba y les seducía por vía doble. Todo era deseo, sueño y querían que se convirtiera en alegría, ayer llegaron desnudos y pequeños, vienen revolucionando. Por ellos se ha abierto la madre en su seno para facilitar el parto y no ha importado, el padre ahora se planteará la vida de un modo totalmente nuevo. Ya son otros, se trata de un antes y un después, ahora el nosotros se impone sobre los “yo”.  La estrella se ha parado en estas dos criaturas, en este parto tan humano como divino, y ahora toca postrarse y adorar la humanidad más desnuda en estos niños,  para dar gloria al Dios más verdadero, como hicieron los magos de oriente. La gloria y la fuerza de Dios se ha vuelta a desnudar y hacerse desvalido en un parto, ahí está el amor de Dios, la Luz verdadera que alumbra a todo hombre, ahí se renueva la esperanza de Dios en la humanidad. No otra cosa es la epifanía, entrar con silencio y contemplación en lo más pequeño y desnudo para poder seguir diciendo que ahí está la señal: “un niño envuelto en pañales y acostado…”, Bueno aquí en un niño y en una niña para que no se cuestione la dignidad y la igualdad de lo diferente, no está mal el mensaje añadido. Queridos Eva y Juanjo, sabemos de vuestro amor y confianza en Dios, sabemos que El ha estado grande con vosotros y estáis alegres, porque habéis visto su estrella y ahora  sabéis que el tesoro de Dios se ha puesto en vuestras manos en la mayor debilidad: Ester y César son divinos y, desde ellos, vuestro incienso, oro y mirra dará gloria a Dios y a toda la humanidad. Que Dios os siga bendiciendo y vosotros sigáis confiando en él.

José Moreno Losada

Temas

Otro sitio más de Comunidad Blogs Hoy.es

Sobre el autor

“Entre lo divino y lo humano, pero sin fronteras entre lo uno y lo otro, va deambulando mi vida de cada día, como la de todos. Me muevo como ciudadano de a pie en la ciudad secular, como hermano en medio del mundo y como oveja-pastor en el ámbito eclesial, y no soy más que puro intento de una identidad en estos caminos de lo humano y de lo divino. Abro este blog con el deseo de seguir siendo encuentro y, ojalá, para abrir los ojos, con todos vosotros, a lo trascendente y lo inmanente de nuestra historia cotidiana." Pepe Moreno Losada, nacido en Granja de Torrehermosa en 1958, ahora –ya mayor- sacerdote en Badajoz y profesor en la Facultad de Educación de la Universidad de Extremadura.


enero 2017
MTWTFSS
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031