Hoy

img
1978: La mili de Gallego, el jugador del Real Madrid, y ya se habla del cierre del Cefot
img
cacerescaparatehoy | 03-03-2014 | 06:52

Traslado de la bandera de España en una jura de 1978.

Traslado de la bandera de España en una jura de 1978.

Muchos piensan que las noticias sobre el cierre del centro de instrucción de Cáceres son de hace poco tiempo; pero no, ya en 1978, ¡ hace 35 años!, se leía una noticia en HOY con el siguiente subtítulo: “El CIR de Cáceres no desaparece”. El periodista Fernando García Morales entrevistaba al recién nombrado coronel Jefe del CIR, Federico Acevedo Laborda, preguntándole sobre el rumor de que ya no habría más juras de bandera y que el centro de instrucción de Cáceres se cerraba.  El coronel señalaba que todo parecía indicar que las juras ya no se harían en los CIR sino en las unidades donde fueran destinados los soldados. Estaba previsto que el tiempo de instrucción disminuyera, pero en vez de cuatro llamamientos cada año, habría ocho, “el número de reclutas – decía -, será ligeramente menor, aunque a final de año habrán pasado casi un 50 por ciento más de los que ahora pasan”. El coronel aseguraba que si el CIR de Cáceres desapareciera, “este lugar sería ocupado por unas unidades tipo brigadas especializadas: mecanizadas o paracaidistas, o aerotransportadas, que ocuparían el sitio que ahora ocupa el CIR, que es muy bueno“.

Hace 35 años el periodista García Morales ya se lamentaba de lo que el cierre del centro supondría para Cáceres: “Es una de las instituciones que deja más dinero en la ciudad y lo deja de la mejor manera: entre taxistas, establecimientos y pequeños industriales que de algún modo sirven al CIR y reciben un indudable beneficio por ello. Pero no es sólo es el aspecto que pudiéramos llamar interesado el que priva en este cariño al CIR; hay otros que pudiéramos llamar románticos, pues nadie duda que la presencia de 4.000 jóvenes, suscita el interés de las jovencitas cacereñas”.

 

Noticia en HOY sobre el cierre del CIR hace 35 años.

Noticia en HOY sobre el cierre del CIR hace 35 años.

 

La relación del Ayuntamiento con el Ejército es tan buena, que la corporación municipal decide este año publicar un libro con las arengas del coronel Rodríguez de Miguel, que estuvo al mando del centro de instrucción desde 1973 a 1977. Se editó en Madrid, con fotografías en color. La tirada fue de 2.000 ejemplares estando prologada la obra por el alcalde de la ciudad Manuel López y López. En un artículo de opinión escrito en HOY por Valeriano Gutiérrez Macías, éste alababa la oratoria del militar toledano que tanto hizo por mejorar el CIR de Cáceres. Comentaba que sus arengas en las juras de bandera cumplían con lo estipulado por el escritor militar Francisco Villamartín: “La oratoria militar ha de ser clara, vehemente desde la primera palabra; se debe usar el idioma de las pasiones y no el de la fría razón; se debe conmover y no aspirar a convencer; hablar con cierto fatalismo, porque la multitud es siempre fatalista; ser más poeta que filósofo”.

 

Despedida del general Gómez de Salazar a los mandos del CIR en 1978.

Despedida del general Gómez de Salazar a los mandos del CIR de Cáceres en 1978.

En el blog Historias del Pardo hay varios comentarios de reclutas que hicieron la mili en Cáceres ese año. Un tal Javier dice “yo estuve en la 9ª compañía. Me incorporé el 10 de enero de 1978. Después de jurar bandera me quedé allí mismo en el Hogar del Soldado (cantina) hasta marzo del 79″.

Le responde un compañero, “hola Javier, yo también estuve allí en el 1978 en abril, y en junio ingresé en la cantina. Soy Antonio de Sevilla. Estaba en la misma sección que tú, en bebidas. También estaba uno de Badajoz llamado Porro. También me acuerdo de un maño, de Vicién, llamado Antonio Lacardas Breto; y de un buen amigo de Talayuela (Cáceres) llamado Alejandro, y de nuestro teniente Prieto. Un abrazo a todos los que serví allí unas cervezas”.

Antonio Castillo deja este comentario: “Yo estuve en abril del 78 en la octava, ya sabemos ‘la más brava’. Pasé buenos y malos ratos, pero creo que me adapté sin problemas y conseguí hacer la litera sin que me arrestasen. Por cierto, fui compañero de taquilla y litera de un tal Gallego, que por aquellos tiempos era jugador del Castilla y posteriormente triunfó en el Real Madrid y en la Selección. También me acuerdo de un ‘follón’ que se montó entre los auxiliares y los compañeros que éramos de Madrid la noche anterior a la Jura, pero el asunto no pasó a mayores. Posteriormente me destinaron al Ceseden en Madrid, pero los mejores recuerdos los tengo del CIR Santa Ana. En fin, encantado de intercambiar recuerdos con vosotros de un tiempo que forma parte de nuestras vidas, posiblemente en la mejor edad del ser humano. Abrazos”.

Ricardo Gallego

Ricardo Gallego

 

Ricardo Gallego nació en Madrid el 8 de febrero de 1959, por lo que tendría 19 años cuando hizo la mili en Cáceres. Debutó en el Real Madrid en 1980 y se retiró en 1992. Jugaba de líbero o medio centro. Vistió la camiseta de la Selección Española en 42 partidos internacionales.

 

 

 

 

 

 

Una persona que en el blog  Historias de El Pardo firma como Josep –Lleida Catalunya- dice: “Yo soy del tercer reemplazo del 78. Estuve en la quinta compañía, que se llamaba Escorpión. El capitán, muy buena persona, se llamaba Blanco Pastor. Hacía muchísimo calor, los sábados por la tarde nos mandaban a la sierra para hacer cortafuegos, y llevaban una camioneta de refrescos que tenías que pagar para beber, a no ser que bebieras agua caliente. Siempre buscando hacer dinero con los reclutas…, a saber de quién era la ‘pollería’. Pero tampoco estuve tan mal, a pesar de haber perdido el tiempo miserablemente”.

Un comentario anónimo indica: “Llegué a Santa Ana en abril del 78, pasé tres meses en la 8ª Compañía, meses que me pasó casi de todo, momentos buenos y malos; pero ahora, visto desde la perspectiva que da la edad, añoro los buenos amigos que hice, a la novia que me dejó a la semana de estar allí, a la pollería, a esos autocares cutres que nos llevaban de regreso a Madrid, etc… Si hay alguno que coincidiese conmigo en la 8ª en aquella época, me gustaría recordar viejos tiempos. Ya sabéis: ‘La octava es la más brava…’”.

José Luis envía a este blog dos fotografía con este texto: “Soldados de la 8ª Compañía en el verano del 78. Aunque en aquella época ya existían fotos en color, eran pocos y afortunados los que las tenían. No sabía cuánto iba a influir en mi vida este Campamento y la ciudad de Cáceres. Quisiera hablar sobre Santamaría, gran persona a la que siempre he apreciado mucho; Margallo, gran deportista que hacía ver las cosas más relativas y que ha estado en los momentos justos; Belisario, gran institución y admirado por todos. El resto, compañeros que puede que marcásemos la época en los 80. Un abrazo”

 

Tres miembros de la 8ª Compañía en el verano de 1978.

Tres miembros de la 8ª Compañía en el verano de 1978.

 

El viejo tanque era uno de los lugares en los que los reclutas se hacían más fotografías.

El viejo tanque era uno de los lugares en los que los reclutas se hacían más fotografías.

 

 

Sobre el autor Sergio Lorenzo
El objetivo del blog 'Dices tú de mili' es recordar el paso por Cáceres de alrededor de medio millón de personas que hicieron en esta ciudad el servicio militar obligatorio, la famosa 'mili', que desapareció en el año 2001. La ciudad de Cáceres ha estado conviviendo con reclutas desde el año 1964, aprendiendo aquí la instrucción militar desde Felipe Gonzalez al torero Finito de Córdoba, el cantante José Luis Perales o el humorista el Gran Wyoming, así como famosos futbolistas y jugadores de baloncesto.

Otros Blogs de Autor