Hoy

img
Etiqueta: mérida
Santa Eulalia, entre Diosas Antiguas y Damas Blancas
img
Israel J. Espino | 09-12-2016 | 18:38 |0

Fue el gran  escritor e investigador Jesús Callejo quien , en una visita a Mérida, me llamó la atención sobre la conexión entre Santa Eulalia y la diosa Cibeles. “Busca las aves” – me dijo misteriosamente… Y allí estaban!

Cibeles es la reina de las aves y Santa Eulalia, como heredera suya, no podía ser menos. En el atrio de Santa Eulalia de Bóveda, en Lugo,  podemos ver dos aves zancudas similares a un avestruz que hacen referencia Cibeles-Rhea, que era representada por un avestruz, el ave conocida de mayor tamaño en la antigüedad. De hecho, estas especies de aves reciben en la actualidad el nombre científico de “rhea”. Y si Cibeles-Rhea es la reina de las aves, los cantos proféticos de las aves nos dan vaticinios en sus santuarios.

En la bóveda de la cripta se encuentra un conjunto mural que representa a las sibilas en forma de aves, entre motivos vegetales estilizados que representan el  pino, árbol sagrado de Attis, semidios del que ya hablamos en otra ocasión .

Eulalia, más que nombre, es un apodo: “La que bien habla”, característica determinante de las Sibilas.Dice la tradición que al morir la santa, salió de su boca una blanquísima paloma

Ver Post
Exorcistas extremeños del Siglo de Oro
img
Israel J. Espino | 19-06-2016 | 16:12 |0

El diablo ha campado a sus anchas en Extremadura desde que empezamos a creer en él. Y aunque podía haberse metido en el cuerpo de cualquier aristócrata, noble u obispazo, le tuvo querencia al pueblo llano y, no pocas veces se introdujo en los pobres cuerpos enjutos y hambrientos de labriegos y pastores y de piadosas mujeres.

Los síntomas de posesión eran, como ahora, unas veces más claros que otros, aunque una vez poseído el cuerpo, según el “Compendium Maleficarum”, publicado en 1608,

“si el demonio se encuentra en la garganta, se siente tan oprimido que parece estrangulado. Si se encuentra en las partes más nobles del cuerpo, como el corazón o los pulmones, produce jadeos, palpitaciones y síncopes. Si está cerca del estómago, produce hipo y vómitos, de modo que no puede tomar alimentos o no puede retenerlos. Y también hace que una especie de bolita pase por el ano, con rugidos y otros ruidos discordantes, y produce gases y calambres en el abdomen. A veces se les distingue por ciertos vapores de azufre u otros gases de olor penetrante”.

Afortunadamente, donde está el diablo no falta un exorcista, y ya el insigne Pedro Ciruelo comenta en su obra “

Ver Post
Cuando éramos romanos: De Cibeles y flagelantes
img
Israel J. Espino | 24-03-2014 | 21:37 |0

Iliustración: Borja González

Cuando éramos romanos, en estos días celebrábamos las fiestas de Cibeles. El año pasado por estas fechas ya hablamos de Attis y sus falos, y este año toca su amante, madre y compañera,  la “Magna Mater”, madre de todos los dioses.

Como muchos futboleros sabrán, Cibeles es una señora muy digna montada en un carro tirado por leones y con una corona  de torres almenadas que protege ciudades y naturaleza. Y algo más.

Su culto se extiende por Extremadura gracias a los soldados y comerciantes entre los tempraneros años de 108 y el 238. Tiene carácter oracular (Como en Garlitos, donde se le ofrecen exvotos) y con connotaciones orgiásticas, lo que explica su éxito en nuestra tierras, donde siempre nos ha gustado una orgía y un oráculo más que a un tonto un lápiz. Su  culto florece entre ciudadanos libres, aunque también se arriman a Cibeles indígenas y esclavos.

Una de las ceremonias que le ofrecíamos era la del “taurobolium”, el sacrificio de un toro con cuya sangre nos bañábamos para purificarnos. Y lo hacíamos a menudo en Mérida

Ver Post
Serpientes legendarias : el deslabón
img
Israel J. Espino | 07-02-2014 | 19:20 |0

Ilustración: Borja González Hoyos

Hemos hablado ya de serpientes monstruosas y de culebras mamadoras, pero nos quedaba hablar de otras pequeñas, pero matonas: culebras legendarias que matan pueblos enteros sólo con su mortífero veneno.

O al menos eso dice el saber popular, porque el científico afirma que de venenosas, nada. Hablamos de reptiles que bordean, con su cuerpo curvilíneo, la leyenda y la realidad, comenzando por sus nombres, que varían de pueblo en pueblo y de comarca en comarca, junto con  sus misteriosas cualidades.

El eslabón o deslabón bien puede ser realmente la culebrilla ciega (Blanus cinereus), pero lo cierto es que en Descargamaría o Conquista de la Sierra se le llama dehlabón, mientras que en Santa Amalia, Orellana la Vieja y Medellín se le llama derlabón. Recibe el nombre de delabón en Arroyo de San Serván y Miajadas, eslabón en Mérida, liso en Villanueva del Fresno, Medina de las Torres o Santa Marta y aldabón en La Albuera.

La lista de “hazañas” de esta serpiente es de lo más variada. En Puebla deObando y en otros puntos de Extremadura aún se

Ver Post
De asesinos y videntes
img
Israel J. Espino | 28-11-2013 | 18:49 |0

Ilustración: Borja González Hoyos

Joaquín Villalón Díez, “el asesino señorito”, con tres asesinatos a sus espaldas, está saliendo en estos momentos de la cárcel gracias a la anulación de la “Doctrina Parot”.

Joaquín nació en Mérida en 1955, y estaba en la cárcel por asesinar durante un permiso carcelario en 1992 a dos transexuales en Madrid. Pero no era la primera vez que mataba.

Con solo 25 años, Villalón asesinó, descuartizó y abandonó en un monte a su amante, Paquita García, a la que había ocultado que estaba casado y que tenía dos hijos, y a la que había prometido matrimonio después de que ésta se quedara embarazada. Los restos de Paquita fueron encontrados por unos niños que jugaban en el monte repartidos en cinco bolsas.

Y ha sido este primer asesinato el que me ha hecho recordar otro parecido, cometido años antes por otro desalmado y resuelto, en parte, gracias a una vidente extremeña.

La víctima era Antonia Torres, una joven embarazada de su novio, Fernando Olmos. Un mal día, el novio le cuenta a su familia que Antonia ha desaparecido con cierta cantidad

Ver Post
Las aventuras extremeñas del rey Don Rodrigo y Florinda “La Cava”
img
Israel J. Espino | 10-10-2013 | 18:23 |0

Ilustración: Borja González Hoyos

Pocas leyendas tan conocidas y que tanto marcaron un país como la leyenda de Don Rodrigo, el último rey visigodo, y Florinda “La Cava”. A primera vista, ni el uno ni la otra tienen nada que ver con nuestras tierras, pero a poco que investiguemos vamos a encontrarnos que ambos pasearon sus legendarios palmitos (ya que no se puede asegurar que estuviesen de facto) por nuestras cuevas, castillos y monasterios.

Cuenta la leyenda que Don Julián, Conde de Ceuta, envía a su hija Florinda (llamada por los árabes “La Cava”),  a la Corte de Toledo para ser educada. Por aquella época, el rey visigodo Don Rodrigo (que sería el último, aunque él no lo supiese)  padecía la incómoda enfermedad de la sarna, y era la bella Florinda la elegida para que le limpiara la sarna con un delicado alfiler de oro. Mandar a tu hija a la Corte para que te la afinen y que la pongan a rascar a sarnosos  (por muy regios que sean) ya era como para que su padre  montara en cólera, pero aún faltaba lo peor.

El  rey Don Rodrigo, entre pinchacito y pinchacito, se fue fijando

Ver Post
Sacasangres, estripaores, cortasebos y sacamantecas
img
Israel J. Espino | 15-08-2013 | 00:30 |0

Ilustración: Borja González Hoyos

Cortasebos, Sacamantecas, Estripaores, Sacasangres, Tios del Unto… Figuras acechantes en pueblos y parajes que marcaron la infancia de miles de extremeños. Sombras errantes, enemigos anónimos, asustaniños reales que mentaban los adultos ante el fuego, robainfantes nocturnos y diurnos, destripadores de criaturas que antaño campaban a sus anchas por estas tierras cometiendo crímenes que la mayoría de las veces quedaron impunes. Porque por terrible que parezca, ellos existieron…

Muchos perviven en la actualidad convertidos en seres mitológicos y en leyendas, como El Barquero del Colmillo, de Cheles, o  el Cortasebos”, también conocido como el “Tío del sebo.

En Montijo se afirma que se trata del fantasma de un agricultor estéril y traumatizado que nunca tuvo descendencia en vida. Ahora, en la muerte,  busca niños en casas ajenas. Sale de su escondrijo al dar las doce campanadas de medianoche, y se aparece como vestía en vida, como un campesino pobre y solitario. A los niños que logra apresar les saca la sangre y las mantecas.

El tiempo,

Ver Post
Prisciliano: De herejes, brujos y santos
img
Israel J. Espino | 10-06-2013 | 21:12 |0

 

 

A Prisciliano, que caminó por nuestras tierras en el siglo IV, le cabe el dudoso honor de ser el primer sentenciado a muerte en nombre de la Iglesia Católica, acusado de herejía.

 

Fue una especie de niño prodigio de familia bien que hasta estudió en el extranjero. Atrevido, erudito, buen orador, nada codicioso y parco en comer y beber, aunque Sulpicio empaña este bello retrato afirmando que

 

con estas cualidades mezclaba  gran vanidad, hinchado con su falsa y profana ciencia, puesto que había ejercido las artes mágicas desde su juventud

 

Y es aquí, en Lusitania, donde Prisciliano triunfa. El priscilianismo arraiga con fuerza entre colonos y esclavos, y alza su voz contra una iglesia corrupta, excesivamente enriquecida e integrada en el aparato del poder. Y el poder establecido no tarda en revolverse.

 

Se acusa a los priscilianistas de “costumbres indeseables” como de contar con

 

mujeres que asisten a lecturas de la Biblia en casas de hombres con quienes no tienen parentesco; el ayuno dominical y la ausencia de las iglesias durante la cuaresma; la recepción de las especies eucarísticas en la iglesia sin consumirlas de inmediato; el apartamiento en

Ver Post
La Boca del Lobo
img
Israel J. Espino | 09-06-2013 | 10:36 |0

 

Acaba de presentarse en Mérida el cómic La Boca del Lobo, última obra del artista extremeño Borja González Hoyos, ilustrador habitual de este blog, y del escritor Alejo Bueno. Un libro oscuro, magnético, en el que dos conocidos personajes extremeños  se reúnen en torno a una dama eterna: la muerte.

 

“La boca del lobo”, coeditado por la Editora Regional y Dadá Ediciones, aporta nuevas pinceladas a la reconstrucción de la vida del artista extremeño Juez Nieto, utilizando la ficción para dar luz a un momento clave de su vida: la muerte de su madre, que desemboca en unos últimos trece años recluido en su casa.

Borja Gonzalez, Israel J. Espino y Alejo Bueno (A. Briz)

 

 

 

Antonio Juez Nieto, nacido en 1893 en Badajoz se sumerge de cabeza en las maravillosas corrientes del Modernismo, el Prerrafaelismo, el Simbolismo, el Esteticismo y el Decadentismo, y el acercamiento de sus pinturas a la temática de la muerte le acompañó en su vida diaria, al igual que a la otra protagonista del libro: Carolina Coronado, “La muerta”.

 

 

 

La poeta de Almendralejo, bella,

Ver Post
Cuando éramos romanos: Floralia
img
Israel J. Espino | 14-05-2013 | 22:25 |0

 

 

Ilustración: Borja González Hoyos

Cuando éramos romanos no nos perdíamos una fiesta. Y ahora tampoco. Algunas las hemos customizado. Otras las hemos adaptado al cristianismo y las pocas que hemos perdido las estamos recuperando.

 

Y eso es lo que hemos hecho con Las Floralias (en latín Floralia), recuperada desde hace dos años entre las ruinas romanas de Cáparra, restos mudos de un esplendor pasado que una vez al año resucita con la invocación que nobles y plebeyos lanzan a la diosa Flora:

 

–  Madre de las flores, ven, que has de ser festejada con juegos y regocijos.

 

Y por los dioses que se festeja, aunque no con la misma intensidad que nuestros ancestros.  Hace un par de milenios comenzaban a finales de abril y terminaban en mayo, y se jugaba, se bailaba y se bebía como si no hubiese un mañana.

Esclavas y matronas se unían en los bailes de Floralia (A. Briz)

 

 

Ahora dura sólo un día, pero a ella acuden arqueólogas, peluqueras, camareros y abogados, sociólogos y electricistas con

Ver Post
Sobre el autor Israel J. Espino
Mitos, creencias y leyendas de Extremadura http://extremadurasecreta.com/

Otros Blogs de Autor