Hoy

img
Etiqueta: badajoz
La Dama Blanca del Guadiana
img
Israel J. Espino | 26-03-2017 | 10:25 |0

Ilustración: Borja González Hoyos

Ni truco ni trato. Todo pacense que se precie debería saber que si se quiere ver de cerca a la bella Dama Blanca del Guadiana solo tiene que nadar bajo el puente de Palmas una noche en que la luna llena se refleje en sus aguas. La Dama Blanca, sin duda, acudirá a la cita, aunque el precio para contemplarla sea la muerte.

Murmuran los vecinos que miran al Guadiana que en las noches de plenilunio se ve a una bella mujer de blancos ropajes que, flotando sobre el agua y musitando una bella melodía, busca hombres a los que ahogar en las profundidades del río.

Afina más en los detalle Manuel Louriño, quien afirma que la bella ahogada, que se llama en realidad Leonor, habitó en el Badajoz decimonónico y quedó huérfana muy pronto, cuando sus padres, que tenían la extraña costumbre de pasear todas las noches en calesa, mueren ahogados en el Guadiana al quedarse el conductor dormido y caer el coche de caballos al río.

[caption id=”attachment_156″ align=”alignright” width=”230″ caption=”… con la puerta enrejada cerrada a cal y canto como su alma

Ver Post
Las Casas del Miedo
img
Israel J. Espino | 11-02-2016 | 10:15 |0

Ilustración: Borja González Hoyos

Hoy es el aniversario del movimiento 15-M, así que, algo “indignada”, he recordado unas cuantas viviendas que lo mismo no tienen hipoteca. Pero ni por esas. Pocos querrán vivir en ellas. Son Las casas del Miedo de Extremadura. Y no. No hay solo una.

Quizás una de las más conocidas sea La Casa del Miedo de La Codosera, que entre El Marco y el Santuario de La Virgen de Chandevila, camino de Portugal, aún se yergue solitaria y  abandonada, ocultando alrededor de sus paredes los sucesos paranormales que se sucedían tanto en el  interior de la vivienda como en sus inmediaciones.

Cuentan que cuando la mujer iba a por agua al poner el cántaro en el poyete de la cantarera, se caía y se rompía, y lo mismo sucedía con los platos y otros útiles domésticos que se desplazaban de los lugares en donde se colocaban. Por las noches, aunque las puertas se cerraban con llave, se abrían solas. Pero lo peor estaba por llegar.

 

Un mal día un vendedor ambulante llamado Manuel Estrella transita por el camino con su carro de mulas, cuando al llegar frente

Ver Post
Reaparece la Dama Negra del Hospital de Badajoz
img
Israel J. Espino | 21-09-2015 | 08:45 |0

La Dama Negra ha vuelto. Y sigue como siempre. Alta, con ropas oscuras hasta los pies y con el rostro enmarcado en la oscuridad, como si llevase un velo negro o un peinado excesivamente rígido.

Nadie sabe quién era, ni que quiere, ni qué o a quien busca, pero ya pocos dudan que sigue deslizándose en la penumbra de los pasillos del hospital Perpetuo Socorro de Badajoz, atravesando paredes y puertas cerradas, desapareciendo en huecos imposibles o en recodos sin salida, siempre en la noche y siempre en silencio, como los buenos fantasmas de toda la vida.

Pero a diferencia de otros espectros,  la Dama de Negro no es etérea ni transparentosa, sino que tiene una materialidad que asombra al más pintado. De hecho, es tan física que no asusta, porque los testigos  no sospechan siquiera estar viendo a un fantasma, sino que creen a pies juntillas estar observando a una extraña mujer de negro que quizás chirríe un poco por sus largos ropajes y su extraño peinado, pero que en ningún momento parece sobrenatural… hasta que desaparece ante sus asombrados ojos.

El primer testigo que se decidió a habla con nosotros se la topó una noche de ronda, junto al encargado de

Ver Post
13 lugares donde pasar miedo en Extremadura
img
Israel J. Espino | 13-11-2014 | 17:11 |0

  1. Cementerio de Aceitunilla (Angel Briz)

    La carretera de Aceitunilla 

     

Bebés monstruosos que gritan y berrean flotando en la noche, niños que atraviesan flotando la pared del cementerio, luces extrañas, demonios negros con ojos como ascuas… todo es posible en esta sinuosa carretera comarcal que une la alquería hurdana de Aceitunilla con el pueblo de Nuñomoral.  Imprenscindible acercarse de noche.

La casa del miedo de La Codosera (Angel Briz)

 2. La casa del miedo de La Codosera

Puertas que se abren solas, cántaros que se rompen, manos invisibles que abofetean a los incautos que se acercan … ahora la casa del miedo está abandonada y devorada por las zarzas, pero sus paredes pintadas y los esqueletos de animales que tapizan el suelo te avisan de que estás en La casa del Miedo.

El Teso, Cambroncino (Angel Briz)

 3. El Teso (Cambroncino)

Una sola calle de casas ruinosas en medio del monte.

Ver Post
Vuelven los fantasmas del hospital de Badajoz
img
Israel J. Espino | 27-10-2014 | 11:22 |0

Ilustración: Borja González

El invierno todavía se sentía en las calles de Badajoz. Febrero de 2014 fue un mes frio, como toca en Extremadura, y a las ocho de la mañana la oscuridad no se había desplazado del todo,  así que cuando José Luis traspasó las puertas del hospital Perpetuo Socorro agradeció la bocanada de confortable calor que provenía del interior del edificio.

Al llegar a la cuarta planta, un grupo de trabajadores hacían corrillo en la entrada de una habitación. José Luis preguntó si había pasado algo. Sus compañeros no tardaron en contárselo. Hacía apenas una hora, sobre las siete de la mañana, un paciente había pedido el traslado de habitación. Había visto, frente a su cama “algo”. Algo que “flotaba”. Y no quería seguir allí ni un segundo más.

José Luis sonrió y se encogió de hombros. El no creía en “esas cosas”. También sonrió cuando leyó en este mismo periódico, hace ya más de un año, cómo unos cirujanos a los que él mismo conocía se habían encontrado, en los pasillos del hospital, en otra fría mañana de invierno, con algo

Ver Post
Los fantasmas del Hospital de Badajoz
img
Israel J. Espino | 16-09-2014 | 22:02 |0

 

Ilustración: Borja González Hoyos

Los fantasmas han existido en Extremadura desde que el mundo es mundo. Vagando entre las encinas o morando en pétreos torreones, han  cambiado de  nombre con los años, pero no de aspecto: larvas, lémures, espectros o almas en pena, son diferentes apellidos para aquellos seres que deambulan entre los vivos y los muertos.

 En Extremadura conocemos muchos fantasmas que habitan en grutas, castillos y casonas, pero hay algunos lugares, quizás menos románticos, en los que la leyenda (creíamos que urbana) no es tan antigua como para haberse desvanecido en el tiempo.

En el Hospital Materno Infantil de Badajoz aún se habla en voz baja de la monja fantasma de hábito blanco a la que su muerte no le impide seguir haciendo rondas, y aún trabaja en el Hospital Perpetuo Socorro la enfermera a la que, hace más de veinte años y después de haber dado a luz, visitó  una medianoche en su habitación ofreciéndole pastillas para el dolor. La enfermera le agradeció el gesto y rechazó la medicina, solo para enterarse minutos después por una compañera de que había sido visitada por el Fantasma del Materno.

En el Materno Infantil
Ver Post
Cuando éramos romanos: De Cibeles y flagelantes
img
Israel J. Espino | 24-03-2014 | 21:37 |0

Iliustración: Borja González

Cuando éramos romanos, en estos días celebrábamos las fiestas de Cibeles. El año pasado por estas fechas ya hablamos de Attis y sus falos, y este año toca su amante, madre y compañera,  la “Magna Mater”, madre de todos los dioses.

Como muchos futboleros sabrán, Cibeles es una señora muy digna montada en un carro tirado por leones y con una corona  de torres almenadas que protege ciudades y naturaleza. Y algo más.

Su culto se extiende por Extremadura gracias a los soldados y comerciantes entre los tempraneros años de 108 y el 238. Tiene carácter oracular (Como en Garlitos, donde se le ofrecen exvotos) y con connotaciones orgiásticas, lo que explica su éxito en nuestra tierras, donde siempre nos ha gustado una orgía y un oráculo más que a un tonto un lápiz. Su  culto florece entre ciudadanos libres, aunque también se arriman a Cibeles indígenas y esclavos.

Una de las ceremonias que le ofrecíamos era la del “taurobolium”, el sacrificio de un toro con cuya sangre nos bañábamos para purificarnos. Y lo hacíamos a menudo

Ver Post
La Boca del Lobo
img
Israel J. Espino | 09-06-2013 | 10:40 |0

 

Acaba de presentarse en Mérida el cómic La Boca del Lobo, última obra del artista extremeño Borja González Hoyos, ilustrador habitual de este blog, y del escritor Alejo Bueno. Un libro oscuro, magnético, en el que dos conocidos personajes extremeños  se reúnen en torno a una dama eterna: la muerte.

 

“La boca del lobo”, coeditado por la Editora Regional y Dadá Ediciones, aporta nuevas pinceladas a la reconstrucción de la vida del artista extremeño Juez Nieto, utilizando la ficción para dar luz a un momento clave de su vida: la muerte de su madre, que desemboca en unos últimos trece años recluido en su casa.

Borja Gonzalez, Israel J. Espino y Alejo Bueno (A. Briz)

 

 

 

Antonio Juez Nieto, nacido en 1893 en Badajoz se sumerge de cabeza en las maravillosas corrientes del Modernismo, el Prerrafaelismo, el Simbolismo, el Esteticismo y el Decadentismo, y el acercamiento de sus pinturas a la temática de la muerte le acompañó en su vida diaria, al igual que a la otra protagonista del libro: Carolina Coronado, “La muerta”.

 

 

 

La poeta de

Ver Post
Los ruidosos duendes extremeños
img
Israel J. Espino | 08-10-2012 | 20:42 |0

 

Ilustración: Jimber

Los duendes, aunque no se lo crean, recorren con sus cortas piernas toda Extremadura. Aparecen en Las Hurdes y en La Serena,  en la comarca de La Vera, y en el Valle del Ambroz, en Trujillo y en Badajoz.

 

En Las Hurdes, el investigador Félix Barroso nos presenta al Duende Jampón, que pese a ser diminuto necesita engullir siete arrobas de comida al día y se cuela por las casas devorando todo lo que encuentra.

 

Allí también  se habla también de duendes guardianes de tesoros enterrados en el campo. Afirma Flores del Manzano que si alguien trata de apropiarse de ellos desoyendo las advertencias del duende, éste transforma en carbón no sólo el propio tesoro, sino todos los ahorros y riquezas que el descubridor guardaba en su casa.

El duende de San Martín corretea por La Vera (Fotografía: Jimber)

 

 

En la comarca de La Vera  los duendes imponían juramentos que de no cumplirse acarreaban la infertilidad a las mujeres. Estos duendes han sido vistos e incluso se

Ver Post
La Torre de las Siete Ventanas
img
Israel J. Espino | 19-07-2012 | 14:30 |0

 

Ilustración: Borja González Hoyos

La Alcazaba de Badajoz, ahora casi restaurada, es pródiga en leyendas, como aquella que afirma que la Torre Vieja es en realidad el espíritu de Ibn Marwan,  pero quizás la más sugerente sea la que envuelve otra torre, de nombre tan legendario como sugerente: La Torre de las Siete Ventanas.

 

Algunos habitantes de Badajoz conocen la existencia de un fabuloso tesoro de monedas de oro almacenado en la Torre y de su fantasmagórico guardián, que al parecer se lía a dentelladas con todo aquel que pretende encontrarlo.

Otros, sin embargo,  afirman que el tesoro no está en la torre, sino a sus pies, enterrado a varios metros de profundidad y protegido por una maldición que destruirá  a quien logre encontrarlo.

El tesoro y las siete ventanas hace tiempo que se diluyeron entre las arenas del tiempo, pero el nombre aún brujulea entre leyendas de amores prohibidos, de árabes y cristianos, de ricos mercaderes y bellas agarenas.

[caption id=”attachment_213″ align=”alignright” width=”262″ caption=”Los encantadores de serpientes hablan de una

Ver Post
Sobre el autor Israel J. Espino
Mitos, creencias y leyendas de Extremadura http://extremadurasecreta.com/

Otros Blogs de Autor