Hoy
img
Autor: marceolle
Este curso terminará con un déficit de 1.000 docentes en Extremadura
img
Marcelino Ollé | 12-11-2012 | 11:15| 0

Este curso que ahora ha comenzado terminará en Junio de 2013 con un déficit en la plantilla de 1.000 docentes en nuestra región, unos 35.000 en todo el país, a pesar de que el número de alumnos se ha incrementado en una media del 1,7%. A esta cifra hay que sumarle también una reducción en inversión pública educativa en Extremadura de 30 millones de euros para el próximo año. Unas cantidades  que, como mínimo, parecen injustas y desproporcionadas.

Precisamente, no parece muy coherente que desde la Administración  no se repongan las plazas que dejan los jubilados (800 en Extremadura a final del curso) y quienes salen del sistema, la nula oferta de empleo y la consiguiente congelación de las oposiciones, pues no sólo provocan la mutilación de las plantillas de profesores, sino también el envejecimiento de las mismas al no permitir el acceso a nuestros jóvenes.

La tasa de reposición aprobada el año pasado por el Gobierno central para Educación (10%), quedó suspendida en casi todas las comunidades autónomas para acumularla a la de este año, por recomendación del propio Ministerio de Educación,  hasta un 20 por ciento, cifra claramente insuficiente a la vista de los datos anteriores. Así, es evidente que para mantener la calidad y la viabilidad del sistema educativo español, como uno de los pilares del Estado del Bienestar a medio y largo plazo, deben convocarse oposiciones para el próximo año con el 100 por cien de las vacantes existentes.

De no convocarse oposiciones, se producirá la desaparición de un importante número de puestos de trabajo en el ámbito educativo, el incremento de profesores en paro y el deterioro de nuestra educación. Lamentablemente, la dirección que han tomado nuestros responsables educativos nada tiene que ver con las recomendaciones de todos los organismos internacionales: “invertir en Educación para salir cuanto antes y en mejores condiciones de la crisis”.

Evitar que el deterioro de la enseñanza pública repercuta en toda la sociedad pasa por la convocatoria de oposiciones para cubrir el total de las vacantes que existen en nuestra comunidad. Es imposible que la educación pública extremeña mejore si no se consigue frenar la sangría que se está produciendo en las plantillas de profesores.

Y es que no nos podemos olvidar de que el profesorado  es el pilar fundamental en el que se sustenta la educación de nuestros hijos. El recorte de presupuesto que está sufriendo la enseñanza pública, en medios y en plantillas, es de tal calado que afectará gravemente, si no se pone remedio, al futuro de nuestra sociedad.

 

 

 

 

 

Ver Post >
Los despidos en la Administración afectarán a los ciudadanos
img
Marcelino Ollé | 05-11-2012 | 11:54| 0

Cuidan de los ancianos en la residencias, de los niños en las guarderías o también se encargan, por ejemplo, de la limpieza de los quirófanos de los hospitales. Estas son algunas de las funciones que realizan en Extremadura muchos de los 20.000 empleados públicos, el personal laboral, que ahora pueden ser despedidos gracias a la publicación  en el BOE de un Real Decreto aprobado por el Gobierno. 

La Administración debe dar respuestas a las necesidades de los ciudadanos mediante la eficacia y la eficiencia en el servicio al bien general, no pensando en unas razones económicas deficitarias que se han creado desde los distintos ámbitos políticos.

Y es que la Administración no puede moverse sólo por criterios mercantilistas porque comprometen el mantenimiento de la calidad en la prestación de los servicios públicos que reciben los ciudadanos en cualquier ámbito. No se puede echar a la calle  a más profesionales con el único objetivo de reducir gastos, ni hacer el ajuste presupuestario a través de la reducción de personal.

De todos son conocidos los excesos cometidos por los distintos gobiernos en construcciones de aeropuertos en los que no aterrizan aviones, autopistas innecesarias o esculturas realizadas a mayor gloria del político de turno. Por eso, los recortes tienen que empezar por estos gastos innecesarios y no por los del personal, que al fin y al cabo acabarán repercutiendo en los servicios públicos que recibimos todos.

En definitiva, es una pena que los requisitos que se han establecido para iniciar los despidos colectivos  -contar con el déficit del año anterior y con un 5% menos de presupuesto-suponen en realidad que la Administración lo tenga muy fácil a la hora de reducir sus plantillas. Afectando por tanto a los ciudadanos a los que sirve.

Ver Post >
El INE como coartada para recortar más a los funcionarios
img
Marcelino Ollé | 29-10-2012 | 12:02| 0

No sé si vienen más recortes o no para los empleados públicos, pero a tenor de la última encuesta del Instituto Nacional de Estadística (INE), en la que se muestra que los funcionarios cobrán más que la media, se podría pensar que es una posibilidad muy real.

Según la Encuesta de Estructura Salarial 2010 del INE, el salario bruto anual en el sector público fue un 30,8 %  más alto que la media de trabajadores del sector privado. Con este dato, desde dicho organismo se vuelve a poner en el disparadero a los empleados públicos con una encuesta que parece hecha de forma malintencionada.

Y es que el INE se olvida de que el grueso de los trabajadores de las empresas públicas tiene un salario inferior a la media del de las empresas del sector privado; mezcla churras con merinas para acabar distorsionando la realidad de unos datos que incluyen los sueldos de los directivos de las empresas del sector público que, en muchos casos, tienen sueldos de 100.000 euros al año, más que lo que cobra el propio presidente del Gobierno.

La inmensa mayoría de los trabajadores de la Administración Pública son administrativos, auxiliares administrativos u ordenanzas, con unos sueldos muy por debajo de las cantidades que se desprenden de la encuesta que se ha facilitado. Un estudio que, para colmo, toma de referencia el año 2010, es decir antes de que se aplicara el recorte de sueldo del 5%. Evidentemente tampoco refleja la supresión de la paga de Navidad, la limitación de los días de asuntos propios o el recorte de un 50% de nuestro salario desde el primer día que nos pongamos enfermos.

Lo único que está claro en nuestro día a día es que ese porcentaje del 30% del que habla el INE, del que no dudo de su profesionalidad, se corresponde con la pérdida de poder adquisitivo que llevamos sobre nuestros hombros los empleados públicos y no con diferencias salariales.

Es una pena pero creo podríamos estar inmersos en una nueva campaña de desprestigio contra el colectivo de empleados públicos a los que se  nos ha llegado a situar  como unos de los causantes de esta crisis cuestionando  nuestras funciones, las plantillas y sobretodo, nuestra profesionalidad.

Seguramente el motivo que eleva la estructura salarial de la que habla en su encuesta el INE habría que buscarlo en la politización que han sufrido las administraciones con una gestión irresponsable que ha creado una administración paralela con entes, fundaciones o empresas públicas que en muchos casos escapan al control administrativo.

 

 

Ver Post >
El Gobierno pretende controlar las protestas de los empleados públicos
img
Marcelino Ollé | 25-10-2012 | 9:34| 0

“Extremen las medidas que garantizan el debido cumplimiento de la jornada establecida”. Este es uno de los párrafos de una carta que se ha enviado desde el Ministerio de Administraciones Públicas a los distintos departamentos de la Administración General del Estado para intentar “controlar” las protestas que hacemos los empleados públicos a las puertas de los centros de trabajo desde  antes del verano.

Así que mañana, viernes de negro,  tendremos que protestar con el cronómetro en la mano no vaya a ser que nos pasemos un solo segundo del tiempo que tenemos asignado para el desayuno  y, encima, nos echen la bronca o se les ocurra abrirnos un expediente. 

Pero vamos, que no se preocupen nuestros “altos jefes” que tenemos reloj,  sabemos mirar la hora y en ningún momento dejaremos que el servicio público que prestamos resulte afectado por nuestras protestas. Así que no se ofusquen por “velar por el  estricto cumplimiento del horario”  que ya lo hacemos.

Eso sí, este viernes volveremos a vestirnos de negro: saldremos a las puertas de nuestros centros para recordarles  que lo que nos han quitado es mucho; que ya hemos perdido un 30% de nuestro poder adquisitivo, que nos han recortado el sueldo, nos han quitado nuestra paga de Navidad, nos han suprimido días de asuntos propios, y para colmo, nos quitan un 50% de nuestro maltrecho sueldo por ponernos enfermos.

Esta carta sólo circula aún por las dependencias de la Administración General del Estado pero, ojo, que cuando “las barbas de tu vecino veas afeitar, pon las tuyas a remojar”.

Ver Post >
Sobre el autor Marcelino Ollé
Periodista (Universidad Autónoma de Barcelona) y Funcionario de la Administración de Justicia. En Twitter: @MarcelinoOlle

Otros Blogs de Autor