Hoy

img
Microondas limpios con agua y limón
img
| 04-04-2012 | 09:30

El aspecto envejecido de los electrodomésticos puede darle una impresión de suciedad que en realidad no tienen. El microondas es uno de los pequeños ‘amigos’ del hogar que terminan por parecer más viejos de lo que en realidad son. Además de que los niños lo usan para calentar por su facilidad de uso y en muchas ocasiones terminan por dejar todo el microondas con comida esparcida al sobrepasar el tiempo indicado para calentar el plato. Para conseguir que permanezca limpio por más tiempo y sin malos olores, coloca en su interior una taza llena de agua y con el zumo de un limón exprimido. Enciéndelo a temperatura máxima durante diez minutos. Retira la taza con cuidado, porque quemará, y recoge el exceso de agua que se habrá vertido en el microondas con la esponja de un estropajo. Quedará brillante y con olor a limpio.

Sobre el autor Marta Pérez Guillén
Periodista por vocación. Pasota ilustrada de libre convicción, que escribiré en este blog de lo último de lo último, que mañana se convierte en lo necesario, y pasado ya está de moda. Sobre los trucos infalibles de la abuela, de la vecina. De todo lo que nos resulte útil para facilitar nuestra vida y que resulte divertida. Sobre cómo sobrevivir a las excentricidades y cómo convivir con las costumbres. Sobre todo esto, y más sorpresas girará este blog.

Otros Blogs de Autor