Skip to content

No te hagas tatuajes con henna negra

2012 junio 20
El color natural de la henna no es negro.

El color natural de la henna no es negro.

Durante el verano es habitual que en las playas, ferias y otros eventos al aire libre se ofrezca la realización de tatuajes. Entre estos tatuajes se encuentran los tatuajes temporales, que no se realizan mediante inyección intradérmica, sino por simple aplicación sobre la piel, y que tienen como base una sustancia colorante denominada henna.

En los últimos años se están introduciendo los tatuajes de henna negra con los que se obtiene un color negro brillante más atractivo, se acelera su fijación y se aumenta su duración. Para conseguir lo anterior se añaden a la henna otros colorantes, como la p-fenilendiamina o pPD, los cuales se encuentran prohibidos para su uso sobre la piel ya que pueden desencadenar reacciones alérgicas cutáneas graves y sensibilizaciones permanentes, de forma que las personas que entran en contacto posteriormente con estos colorantes sufren reacciones que pueden revestir gravedad. Además aumenta el riesgo de alergias a los tintes capilares.

Los síntomas de estas reacciones alérgicas pueden aparecer hasta semanas después de su aplicación y van desde picor, enrojecimiento, manchas, ampollas o incluso la decoloración permanente de la piel y cicatrices, en la zona donde se aplicó el tatuaje. Por otra parte, las personas pueden quedar permanente sensibilizadas a estas sustancias y, en caso de una posterior exposición en cualquier momento de su vida (este colorante se encuentra, por ejemplo en tintes de la ropa), desarrollar un cuadro de dermatitis alérgica por contacto. Las reacciones en estos casos de eccema pueden requerir atención médica urgente o incluso hospitalización.

Todas las personas que presenten una reacción en la piel de picor y ampollas tras haberse aplicado sobre la misma un colorante negro, deberían acudir a un médico.

La henna se obtiene de las hojas y flores de un arbusto. El polvo que se obtiene de ellas es mezclado con distintos productos hasta formar una pasta que se aplica en la piel durante varias horas.

La pasta de henna natural tiene un color marrón verdoso. Si el color de esta pasta es más oscuro, lo más probable es que se le hayan añadido colorantes y debería evitarse. El color del tatuaje en el caso de la henna natural es rojo castaño mientras que en la henna negra el tatuaje es negro. La henna natural tiene que estar en contacto con la piel tanto como sea posible para conseguir el color rojo castaño, así que otra forma para reconocer la henna negra es preguntar a la persona que la vaya a aplicar si la pasta se puede retirar de la piel tras sólo una hora de su aplicación. Si le contestan afirmativamente es henna negra. También puede ser de utilidad preguntar cuánto va a durar el tatuaje ya que los diseños de henna natural duran unos tres o cuatro días o como mucho una semana mientras que los de henna negra duran más de una semana.

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS) advierte de los riesgos y desaconseja la realización de tatuajes temporales de color negro que utilicen como base la henna.

El peligro no reside en todos los tatuajes temporales a base de henna , sino en aquéllos en las que ésta se mezcla con pPD, una práctica denostada por numerosos tatuadores profesionales debido a su peligrosidad.

La para-fenilendiamina es un potente sensibilizante (como el veneno de las abejas o la hiedra venenosa), por lo que además de los efectos señalados, puede llegar a causar sensibilidad a productos relacionados como tintes para el cabello, tinta para máquinas de impresión, bloqueadores solares, cosméticos, artículos fotográficos e incluso la ropa negra, provocando brotes de comezón y ronchas, y aumenta el riesgo de contaminación orgánica de los tatuajes que se realizan en la zona lumbar si en el futuro fuera necesario realizar punciones lumbares, como en la aplicación de la anestesia epidural.

El pPD es un colorante perteneciente al grupo químico azoico, muy utilizado para el revelado fotográfico y como tinte capilar e industrial, pero que no debe entrar en contacto directo con la piel . De ahí que al aplicar tintes al cabello sea necesario el uso de guantes y que no entren en contacto con el cuero cabelludo. Es el responsable de la mayoría de dermatitis alérgicas de contacto por tintes de peluquería.

La henna en polvo se mezcla con agua o con otras sustancias (limón, azúcar, té verde, aceite de eucalipto, café…) para teñir la piel, las uñas o el cabello. El problema es que para obtener la conocida como henna negra, hay quienes utilizan la citada toxina.

Henna, alheña en castellano, es el nombre árabe del arbusto Lawsonia Inermis, que crece en zonas húmedas del norte de África y el sur de Asia y de cuyas hojas secas y pulverizadas se extrae un tinte rojizo. Muy popular desde hace miles de años en los países islámicos, en los países occidentales es utilizada principalmente como colorante de pelo, está presente en algunos champúes y acondicionadores de pelo y como pigmento de tatuaje.

 

Curiosidad

Los tatuajes temporales de henna llamados mehndi o mehandi en hindi han sido usados en bodas y otras celebraciones en varias partes del mundo. En la India y las culturas musulmanas la henna se usa para las novias. Se hace una celebración especial antes de la boda donde las mujeres se reúnen y le ponen la henna a la novia. Es el equivalente de la despedida de soltera en nuestra cultura. Durante esta celebración se cuentan chistes verdes e historias del mismo tipo para darle consejos a la novia.
En África la henna se usa para celebraciones especiales y se cree que atrae la buena suerte.