Hoy

img
MARATÓN
img
Diego Algaba Mansilla | 01-04-2015 | 07:02| 1

Era domingo, fui al trastero a llevar cacharros. lo guardo todo. No se que habrá sido de aquella novia que tenía cuando hice la mili, pero aun conservo todas sus cartas escritas con un el trazo fresco de 20 años y grandes círculos que coronan las íes. Cuando iba con el coche cargado me tropecé con la maratón, Todos los años escribo de la carrera con la nostalgia de haber sido corredor y con el propósito de volver a serlo. Este año no he ido a verla pero la casualidad hizo que me topase involuntariamente con ella. La vi frente al periódico HOY, a mi lado estaban varios componentes de la comparsa Yuyuba que animaban con ritmo carnavalero.

Aunque creo tenerlo escrito de otros años, sigo pensando que lo duro del maratón no es el esfuerzo en el día de la carrera, quizás eso sea lo más fácil con el apoyo de otros corredores y el calor del público. Lo duro es la preparación. Días de frío o calor en los que hay que levantarse del sillón para calzarte un pantalón corto y salir a la calle a correr. Sacrificas películas, libros, tiempo a la familia. Muchos corredores cuidan también la alimentación y todo a cambio de la satisfacción personal. Un esfuerzo sin recibir beneficio económico demostrando que las cosas importantes no se compran ni se venden. El único objetivo para un corredor popular es llegar a la meta. Una lección para muchos de generosidad en el esfuerzo no recompensado con dinero. Esta año ha sido récord de participación. La mayoría hacen la media 21 km, aunque también los hay que la hacen la heroicidad de completarla. Me ha sorprendido ver a gente nueva que conozco por distintos motivos y no me imaginaba que corrían: Judith Figueiredo, Corresponsal de Televisión Española en Badajoz, Julio y Dioni de Llerena, la joven de Oliva que me vendía el periódico en kiosco, ya cerrado, de María Auxiliadora a la que le daba los libros del Perigallo para que me los trajera firmado. Hay muchos más que no cabrían en este artículo, pero como no nombrar a mi cuñado. Juanito el de Sevillana,Antonio de Comisiones,ingenieros,maestros, psiquiatras,parados… Veteranos y novatos le quitaron protagonismo a las elecciones andaluces y al partido Madrid- Barcelona convirtiéndose en el centro de atención de Badajoz un domingo por la mañana

Ver Post >
ALICIA
img
Diego Algaba Mansilla | 27-03-2015 | 09:15| 1

Me da una mano, en la otra lleva la mochila de Mike Mouse. Salimos a la calle y empieza a cantar” Pipi Pipi Lastron Pipilota soy”. Vamos despacio. Pasamos por los caballitos que hay en la tienda del boulevar; Paramos en el semáforo, no cruzamos hasta que el muñeco se pone en verde. Nos paramos para ver pasar a un camión grande,un tractor amarillo, una bici de carreras. Una señora sonríe cuando la ve “que guapa con esos rizos”. Miro de reojo el McDonald,s al que tendré que ir en más de una ocasión en contra de mi voluntad. Pasamos por el árbol de las hojas grandes. Vemos las palomas a las que le dimos gusanitos el domingo en Castelar, nos paramos a mirar como vuelan hasta subir al tejado. Papa, ¿yo no puedo volar? En la

fotografía de Lola k.Cantos

Fotografía de Lola K. Cantos

guardería nos espera Nieves, Raquel Lorena Le doy un beso, me da un beso y empiezo a desandar el camino que ha dejado de ser mágico. Ya no hay árboles de hojas grandes, ni pipi vuela en su caballo, ni las palomas comen gusanitos, ni Caperucita coge flores del bosque. Ahora atravieso un desierto hostil con prisa. Cruzo el semáforo en rojo. Me encuentro con gente que no conozco, todos van rápido, con cara seria. Nadie saluda a nadie. Una chiha choca con la farola mientras teclea en el móvil. Le doy los buenos días a una vecina, me mira con cara rara, como si estuviera loco. Conductores tensos agarrados a sus volantes miran el reloj cada vez que el semáforo los para. Veo al hombre que por las tardes busca en los contenedores de basura del supermercado, es el único que va andando despacio, este si me sonríe, luego extiende la mano. Corren los pobres de espíritu se paran los pobres de pan.
Alicia se hará grande sin darme cuenta. Un día dejará de disfrutar la magia de las cosas para formar parte de la vorágine de la vida.

Ver Post >
TRES ARTISTAS
img
Diego Algaba Mansilla | 20-03-2015 | 11:14| 1

Fotografía de Lola K. Cantos

El sol del atardecer envuelve  Badajoz con el embrujo de esa luz especial que tienen las ciudades con río. ¿Quien no ha fotografiado el sol naranja de la tarde acariciando las aguas rugosas del Guadiana ahora que todo el mundo lleva una cámara en el bolsillo?

Un Badajoz para disfrutar del paisaje pero sobre todo de su gente.

Es agradable encontrarte por la calle con los que conoces de vista,los que han estudiado contigo,los que son de tu barrio,los que conoces del facebook, personas con las que compartes la acera a diario y sienten la ciudad suya.

Sin embargo, ya no coincidiré más con alguno de mi generación.

Me he enterado de la muerte de Franki porque Pedro del Pino le dedicó un artículo en esta sección. Ese mismo día ensalzaban su personalidad en dos cartas al director. A Franki lo vi por primera vez encima de un escenario tocando la guitarra en un grupo pacense llamado Celtas Cortos luego en Coca caballo y rey en aquellos años de cambio en los que empezaban a conocer ilusionados un mundo de reivindicaciones políticas sin pensar que llegaríamos a esta decepción. Últimamente lo veía por Badajoz caminado con un bastón, se había quedado ciego, hace unos días murió.

A Goyo lo conocía desde “·chiquinino”, jugábamos juntos al pincho y al balón en el llano de la Iglesia San Juan de Rivera, todavía me sale su foto entre mis amigos del facebok.Goyo era maestro pero se dedicaba al dibujo sobre todo al diseño, fue uno de los creadores de la primera revista de cómic de Badajoz “Punto muerto” y fue responsable gráfico del festival del Teatro Romano de Mérida, entre otras cosas, es autor de las ilustraciones de uno de los libros de poesía de Plácido Ramirez. Era un artista pero sobre toda una buena persona.

De la muerte de Leoni hace más tiempo. Fueron muchos los artículosque le dedicaron desde este periódico. Leoni, a pesar de no tener aspecto de deportista,lo conocí cuando los dos eramos futbolistas en el Flecha Negra. Luego empezó en el teatro en Suripanta hasta convertirse en uno de los actores más conocidos del escenario extremeño.

Tres artistas de mi generación con los que compartí tiempo y a los que nunca más encontraré por la calle. Sus ausencias me hacen sentir más solo. Las balas están cayendo demasiado cerca.

Ver Post >
ALONSO DE LA TORRE
img
Diego Algaba Mansilla | 04-03-2015 | 08:29| 0

Alonso de la Torre publica seis días a la semana y el séptimo descansa. Tanto son los temas que ha tratado que me ha pisado alguno. Dos son los que más me han afectado: uno el de funcionarios que trabajan enfermos, ya lo tenía escrito. Me sigue indignado esa ley que descuentan la paga durante las bajas laborales.
La mayoría de funcionarios son auxiliares administrativos, bedeles, celadores… personas que no tiene grandes sueldos y que están metidos en un engranaje circular diseñada para que paguen lo que reciben. El funcionario divide la nómina en varias partes: hipoteca a 30 años, colegios, coche, Mercadona, Carrefur, Faro. Si enferma, por ejemplo, una gripe, la baja laboral le supone dejar de pagar alguna de estas partidas porque descuentan una cantidad importante.
El primero que coge la gripe, en lugar de quedarse en casa como manda el protocolo médico, va a la oficina y contagia a los demás. También puede que usted vaya a hacer cualquier gestión y salga con un trancazo. La imagen de muchas administraciones, en esta pasada epidemia, ha sido la del trabajador tosiendo, moqueando o con el desmadejamiento que provoca la fiebre.
Supongo que el fin de descontar sueldo en las incapacidades temporales es el de cazar a los profesionales de las baja. Yo, en mi vida laboral, he conocido a dos, son fáciles de detectar. Con el actual sistema estos individuos también buscan las vueltas para conseguir bajas sin que les descuenten, o bien simulan accidentes laborales u otros trapicheos legales que conocen al dedillo mientras que los perjudicados siguen siendo el 98% de funcionarios honrados. Recuerdo a un maestro que cuando no sabía quien había tirado la piedra castigaba a toda la clase sin buscar al culpable.
El otro artículo ha sido sobre un restaurante portugués que frecuentaba. Una tasquita típica próxima a Badajoz desconocida por la mayoría de pacenses. Era raro encontrar en su austero comedor a españoles. pero desde que lo ha sacado en el periódico Alonso de la Torre, hay cola de hasta treinta personas para entrar. Un sitio que ha perdido el encanto del silencio portugués convirtiéndose en otro Cristo de colas interminables.
Recuerdo que yo escribí en varias ocasiones del Galeón, una tasquita al lado de mi Centro de Salud donde iba a desayunar pero no por eso aumento la clientela, al contrario, cerró por falta de negocio. Así que aquellos que me dicen: tu que escribes en el periódico podías hablar de…les recomiendo que se lo cuenten a Alonso de la Torre si quieren que tenga repercusión.

Ver Post >
EL MERCANTIL
img
Diego Algaba Mansilla | 23-02-2015 | 12:06| 0
FOTOGRAFÍA DE LOLA K.CANTOS

FOTOGRAFÍA DE LOLA K.CANTOS

Siempre quise escribir un artículo de la noche pacense, de los bares nocturnos, de regresar a casa de día, de esa vida canalla que no hago desde que descubrí el placer del aire fresco de la mañana, del aroma a café sin sabor a tabaco,sin el desasosiego de la noche vibrando en mi cuerpo.

Me gustaría haber escrito de aquel que alguna noche hubiese querido ser y nunca fui. Pero tengo poco que contar,nunca regresé a

Sara

Sara

casa de madrugada con una desconocida, ni tuve relación con droga, ni frecuente esos ambientes sórdidos de humo, medias rotas, rímel corrido y música de jazz. Siempre volvía solo y me queda dormido en el sofá con un libro en la mano. Mis contadas conquistas nunca se dieron en noches de cazadora de cuero con las solapas subidas en las que era el que no era. Me estoy acordando de esto porque he conocido a Sara. Tiene 30 años y trabaja para Cruz Roja. Sara me dice que va a los conciertos del Mercantil, ese bar que yo también frecuenté. Ella va para escuchar música y no por ser el último que cierra como hacia yo. Dice que ha visto a un grupo que hace música ska, no se que contestar, no se a que estilo de música se refiere. Dice que un día vaya a un concierto, me cuenta que su novio, Javier, tocaba el bajo en un grupo que se llamaba  “A Groso modo” Él, estudio magisterio, aunque lo que más le gusta es la música se gana la vida trabajando dos horas en una guardería bilingüe de las Vaguadas. Ella es de Madrid, también maestra, se conocieron en Brighton, los dos coincidieron aprendido inglés, La juventud tiene una forma diferente de relacionarse, se mueven con soltura entre aeropuertos y maletas, se conocen y se enamoran, personas de distintas ciudades, países y culturas mientras mi generación, como mucho, nos emparejábamos con mujeres de Olivenza que conocíamos en la Max Power, Colon en Montijo o la Maikel de Mérida.

Estaba pensando en lo que me dijo Sara: “un día tienes que ir a un concierto del Mercantil” mientras oigo trastear en la habitación del al lado a mi niña y pienso ¿donde voy a ir?, si la música que más me gusta la tengo aquí, en casa, entonada por la tierna voz de una niña de tres años. “Debajo de un botón ton ton…”

 

Ver Post >
VAGUADAS
img
Diego Algaba Mansilla | 05-02-2015 | 08:55| 0

Salgo en chándal, no tengo ganas de hacer deporte aunque cuando llevo un rato corriendo me alegro de haber salido. Me gusta observar a la gente tan iguales y tan diferentes. Veo como hacen las misma cosas los que se creen distintos. Pensamos que somos únicos andando al lado de otros que llevan la misma ropa, el mismo paso y hacen el mismo trayecto.
Muchos deportistas corren aislados de los sonidos de la tarde con los pinganillos en la oreja, quizás todos reciben la misma información: Que va a hacer Grecia con el pago de la deuda o como tributa Monedero. ¿ cual será el contenido del informe que vale 420.000 euros?
Corro por la Avenida que llega hasta las Vaguadas. Paso por la traseras de la Banasta. Veo un árbol sin hojas, se esta poniendo el sol. Que estampa mas bonita para hacer una foto. Un instante irrepetible que parece una acuarela sacada de la paleta de Van Gogh. Llego hasta la urbanización Las Golondrinas. Huele a leña. Me encuentro con Visi, la del juzgado. Iba a decirle lo guapa que estaba, lo bien que le quedan las mallas, pero me contengo porque me acuerdo de la Presidenta del Observatorio de Violencia Doméstica y de Género. Hasta que no tenga mas datos, no se si guapa entra dentro de la categoría de piropo prohibido o solo se censura el piropo albañil, “Estas más buena que un sofrito de caracoles”. Llego a la gasolinera y le sigo dando vueltas al encuentro con Visi. Creo que si le hubiese dicho lo atractiva que estaba la conversación hubiera tomado otro cariz mas a mi favor. Recuerdo que una señora mayor por solucionarle un problema con sus papeles del médico me dijo: “gracias por ser tan amable” también me llamo guapo no se si eso entra en el lote de piropo prohibido o solo se censuran los emitidos de hombre a mujer. Censura una palabra fea que sube como la espuma y que empieza a adquirir el protagonismo perdido. Sigo andando. Llego hasta el final del camino. Cruzo por el paso de peatones y regreso por la otra acera. La acera de enfrente, más salvaje, menos retocada, merece una Plaza Alta para ella sola. Quizás, mejor que un artículo, un reportaje fotográfico. Los impresionantes atardeceres pacenses se merecen que los recorran los poetas para que les pongan la palabra exacta,ese matiz que penetra la piel y cura las heridas de las entrañas.

Ver Post >
LLERENA, LA FOTO
img
Diego Algaba Mansilla | 26-01-2015 | 09:32| 1

Vi en el periódico la presentación del HOY en Llerena. Siempre que me encuentro algo relacionado con el pueblo me entra un cosquilleo que se transforma en curiosidad. Leo con atención. Miro las imágenes para ver si conozco a alguien. Cuando vi la foto sentí el deseo de escribir. Un impulso que me hizo encender el ordenador y empezar a teclear como si ese soniquete de los dedos contra las teclas me transportasen hasta allí haciendo que me sintiera parte del público que ojeaba el periódico. Me puse a escribir sin nada que decir; sin ninguna historia que contar; un acto mecánico que me transporta, a través del teclado, a mi pueblo, y que hace que piense en que los años no han pasado; que fue ayer cuando dije adiós a un tiempo que siempre estaría presente en mi futuro. Cuando vi la foto me puse a escribir para estar ahí, con los mios. Para sentir que era uno más de los que estaban sentado en las butacas de la Merced . Me emociona ver Llerena en el HOY. Me gusta tener la facilidad de entrar a diario a indagar en las noticias del pueblo, en sus cotidianidades ,saber como le va a la gente, que hacen, que cosas pasan. Me gusta ver las calles, leer las noticias. Cuando me vine de Llerena había amigos que me tenían informados por teléfono. Ahora, que la tecnología forma parte de nuestras vidas, mi vínculo con el pueblo es a través del ordenador. Juan Francisco Caro Pilar en facebok me hace disfrutar con sus fotos al recorrer con la cámara los lugares que yo frecuentaba a pie, en bici y en coche. Los atardeceres de Fuente del Arco, la carretera de Trasierra, de Ahillones, el parque de La Albuera, el Castillo de Reina. La calle Aurora, la de Cruz,Avileses, el bar del Soga, el Luque todo aderezado con su prosa poética. Cuando veo cosas del pueblo no puedo evitar emocionarme..
De vez en cuando me encuentro en Badajoz con algún Llerenense. Hablamos del pueblo. Pertenezco a ese grupo al que llamo los nostálgicos de Llerena, porque aunque no haya nacido ahí, siento Llerena mio. Uno es de donde ama, de donde sufre, de donde le duele las cosas el lugar donde se crea un vinculo del que ya no se puedes prescindir
Ayer vi en el periódico una foto de mi pueblo y me arranque a escribir.

Ver Post >
¿POR QUÉ NO ESCRIBES DE…?
img
Diego Algaba Mansilla | 22-01-2015 | 09:59| 2

Algunas veces me paran por la calle y me cuentan cosas para que las escriba en el periódico. Me siento halagado sabiendo que hay personas que me leen. Por eso, y aunque me resulte difícil narrar lo que no he visto, escribo algunas de esas cosas.

Conozco a Ángel Bote desde que empecé a trabajar en el antiguo insalud. Yo tenía 25 años y él algunos más, era visitador médico y ahora está jubilado.

Ángel no cuenta batallitas de sus comienzos en la profesión, cuando se quedaba en frías pensiones de pueblos para realizar su trabajo por pequeños y lejanos consultorios, donde el médico permanecía 24 horas al día todos los días de año. El visitador informaba, además de las novedades en medicamentos, de como iba el mundo.

Ángel hablá de la Terraza del López, del San Francisco de los bailes amenizados por los Play Boys donde conoció a su mujer Josefina.

Me dice: puedes escribir en el periódico que en la terraza del López, además de bailes, había partidos de baloncesto, boxeo y hasta pases de modelo. Su padre, Pedro Bote, era jefe de operadores. Me dice que ponga que los ayudantes de maquinista eran Felix Leon y José Benítez. Aunque le advierto que es difícil que un artículo quede entretenido con tanto nombres, insiste en que el encargado de cartelera y propaganda era Miguel Tejero, y que a la feria de San Juan venía, Lina Morgan, Andrés Pajares, Tony Leblanc. Me ha contado alguna anécdota de Juanito Navarro cuando celebraba su santo en la Marina.

Este visitador médico jubilado,que vivía en el López cuando era jóven, no habla de las innumerables anécdota vividas por pueblos pequeños de Cáceres y Badajoz. Ángel se emociona hablando de Audry Hepburn de “Vacaciones en Roma” o de “Desayunos con diamantes”.

Me dice Federico que entre la doble fila y los coches que se saltan el semáforo en rojo de Juan Sebastián Elcano, el que esta frente al pasaje de Zafer, no puede salir de la cochera. El frutero hace de municipal indicándole cuando puede incorporarse a la autovía

Me pregunta Ana ¿Por qué no escribes en el periódico que en la esquina de Juan Pereda Pila y Fernando Calzadilla todas las mañanas hay una enorme cola para coger un periódico gratis? Le contesto que eso ya lo ha escrito Manolo López, que tiene más arte que yo y ha bautizado a este rincón como la esquina educativa.

 

 

 

Ver Post >
MI PADRE
img
Diego Algaba Mansilla | 20-01-2015 | 08:20| 0

Hace unos días encontré en la mesilla de noche de mi padre un papel arrancado de una libreta de alambres escrito con esa letra perfecta de caligrafía antigua que hacía con esmero y parsimonia y que delataba que su profesión no era la medicina. Si la grafología es esa ciencia que lee en la personalidad podría distinguir en esos rasgos la de un hombre bueno, un hombre cabal que tuve la suerte de tener como padre. Hace dos años que murió y al ver su letra sentí un escalofrío por todo el cuerpo. Ahora llevo en el interior de mi cartera ese papel donde tenía escrito, la dirección de mi hermano mayor en Madrid.
No soy capaz de imaginar esos niños finlandeses y con el tiempo, el resto del mundo, que no puedan sentir lo que yo sentí. Utilizar solo el teclado para escribir me parece una limitación más que una ventaja.

Ver Post >
UN DÍA DE VACACIONES
img
Diego Algaba Mansilla | 08-01-2015 | 14:11| 1

Soy un privilegiado. Tengo la suerte de trabajar. Elegí un oficio en el que era más importante para mi las tardes libres que el sueldo, aunque tengo que reconocer, que ahora, después de tanto abaratar y ningunear mi trabajo, me preocupa el salario.
Estas navidad disfrute de un día de vacaciones. Era martes. Fui a tiendas de ropa a las que nunca voy. Me agobia las aglomeraciones. Le tengo tirria al espejo del probador, a hacer colas con un pantalón en la mano y una camisa en la otra. Cuando salí de la tienda cogí el coche para vagabundear por la ciudad, una ciudad tranquila y desconocida para mi en una mañana de diario. Me metí en el polígono del Nevero buscando la gasolinera,que según dicen, es más barata. Siempre me pierdo en ese paisaje hostil de naves gigantes y calles sin nombres que me produce tristeza, una urbanización pensada en lo práctico sin ningún interés por lo estético. En mi deambular comprobé que Talleres Remedios se había convertido en Grúas Guerrero, que algunas naves de chinos habían cerrado,vi el parque de bomberos, el punto limpio, la I.T.V. busqué las Bodegas Maset, Pasé por el almacén de la Granja el Cruce, el del SES, Cristalería Lomas, Verdi, Muebles Saito, Habitacle,llegué al tanatorio,vi el letrero de Leroy Merlín, entre por primera vez en el gigante del bricolaje, vi taladradoras. Podía haber comprado una como la de mi vecino, esa que usa los domingos cuando estoy en casa. Había una sección de hachas y sierras tan bonitas y bien colocadas que entraban ganas de coger una para ir al bosque a cortar troncos como un aizcolari,vi tornillos, tuercas, puntas, arandelas… siempre me ha fascinado esa selva metálica tan bien colocada en las estanterías. Recorrí el edificio,quería comprar todas las herramientas,pero no sabía como se utilizaba ninguna. siempre he sentido envidia por los manitas que saben arreglar todas las averías caseras. Me traje unas perchas para colgar camisas y unas pinzas de tender la ropa, era lo único que sabía como utilizar. Cogí el coche, fui a Decathlon, chicas y chicos jóvenes me sonreían , me daban los buenos días, no creo que fuera por mi aspecto de atleta. Luego fui al mercadillo de los martes pero esto merece un artículo para él solo y termine mi mañana de vacaciones con una caña escribiendo esta Plaza Alta en la Plaza Alta.

Ver Post >