Hoy
img
FUNGOS MUNDI
img
Pilar López Ávila | 07-12-2018 | 19:27

Dentro del Reino de los hongos (Reino Fungi), el filo basidiomicetos forma esporocarpos que contienen las esporas, y que conocemos vulgarmente con el nombre de setas.

Estos hongos son pluricelulares, aunque sus células no forman tejidos sino estructuras denominadas hifas que se reúnen para formar un micelio que crece bajo la tierra y puede ocupar una gran extensión de terreno.

De esta manera, setas de la misma especie que emergen alejadas entre sí pueden pertenecer al mismo micelio.

 

Corro de brujas

Corro de brujas

 

Son muchas y diversas las especies de setas que se pueden encontrar en esta época del año en nuestros campos.

Hay que conocerlas bien para no cometer errores en el caso de que las recolectemos para uso gastronómico.

Las setas tienen varias partes que pueden ayudarnos a distinguirlas: el sombrero, el himenio (parte inferior del sombrero donde están las esporas), el pedicelo o pie, el anillo (que puede aparecer alrededor del pie) y la volva (en la base del pie).

El Champiñón silvestre (Agaricus campestris) tiene en el sombrero pequeñas escamas, y no conviene confundirlo con el Champiñón amarilleante (Agaricus xanthoderma) cuyo sombrero amarillea al frotarlo y es tóxico.

 

Agaricus campestris

Agaricus campestris

 

Agaricus xanthoderma

Agaricus xanthoderma

 

Dentro del género Amanita hay muchas especies, algunas excelentes comestibles pero otras tóxicas e incluso mortales.

Amanita caesarea, también llamada “huevo de rey” por su forma emergida antes de que se abra el sombrerillo, recibe también el nombre de “seta de los emperadores”, y es excelente como comestible, incluso en crudo, cortada en láminas finísimas con un poco de aceite y sal. También es comestible Amanita rubescens.

 

Amanita rubescens

Amanita rubescens

 

Amanita caesarea

Amanita caesareaamanita-caesarea-1

 

Son tóxicas, sin embargo, Amanita muscaria (la típica “seta de los enanitos”) y Amanita pantherina; de sabor desagradable Amanita citrina; y mortales Amanita phalloides y Amanita verna.

 

Amanita muscaria (Cortesía de Mª José Rodrigo Cobos)

Amanita muscaria (Cortesía de Mª José Rodrigo Cobos).

 

Amanita phalloides

Amanita phalloides

 

Amanita pantherina

Amanita pantherina

 

La especie Macrolepiota procera, llamada Parasol, es comestible, y es mejor recolectarla cuando se ha abierto completamente ya que en este momento, al tener el sombrero muy grande (no conviene recolectarla con un sombrero menor a 10 cm. de diámetro), se puede distinguir de las del género Lepiota (como Lepiota helveola) que lo tienen más pequeño y además son tóxicas.

 

Macrolepiota procera

Macrolepiota procera

macrolepiota-copia

 

Lepiota helveola

Lepiota helveola

 

No podemos dejar de citar al género Boletus, con diversas especies cuyo himenio tiene poros a diferencia de las comentadas anteriormente que lo presentan con láminas. Algunas especies son buenas comestibles, como Boletus edulis, Boletus aereus o Boletus fragans (cuya carne azulea al contacto con el aire), y otras son tóxicas, como Boletus satanas.

 

Boletus fragans

Boletus fragans

boletus-fragrans-1

 

No todas las setas tienen la típica forma de sombrerillo, no hay más que observar las especies Ramaria formosa, Tremella mesenterica, Clavariadelphus pistillaris o Ganoderma lucidum (que se comercializa por sus propiedades medicinales).

 

Ramaria formosa

Ramaria formosa

 

Tremella mesenterica

Tremella mesenterica

tremella-mesenterica-1

 

 

Clavariadelphus pistillaris

Clavariadelphus pistillaris

 

Ganoderma lucidum

Ganoderma lucidum

 

No caben en esta entrada todas las especies de hongos con setas porque sería demasiado larga, pero sí algunas fotos más para apreciar su variedad y la razón de que su mundo sea fascinante.

 

Coprinus picaceus (Cortesía de Manuel Romero)

Coprinus picaceus (Cortesía de Manuel Romero).

 

Gymnopilus spectabilis

Gymnopilus spectabilis

 

Phalus impudicus (Cortesía de Rosa Gómez Gardeñas)

Phalus impudicus (Cortesía de Rosa Gómez Gardeñas, observada en el Corral del Toro, Sierra de Fuentes).

 

Género Micena (en una maceta).

Género Micena (en una maceta).

(La mayoría de fotografías de setas pertenecen a la exposición organizada por Julio Rodríguez Masa en el laboratorio del IES Norba Caesarina, para dar a conocer al alumnado el Fungos mundi).

Sobre el autor Pilar López Ávila
“Desde siempre me gustaron los pájaros, las mariposas y las flores. También escribir cuentos para niños. Hoy les hablo a mis alumnos de los misterios de la biología, paseo por el campo cuando puedo y escribo. Creo que es esencial vivir con la naturaleza, comprender sus ciclos y seguir su ritmo. Y compartir con otras personas lo vivido.”