Hoy
img
Autor: pilopavila_6246
NATURALEZA URBANA I
img
Pilar López Ávila | 02-06-2018 | 8:33| 0

No hay más que fijarse, levantar la mirada o bajar la vista, caminar más despacio y prestar atención a lo que suena, se mueve o pasa desapercibido.

La naturaleza nos sorprende en la ciudad en todo momento si sabemos mirar.

A pesar del ruido y las prisas, de los malos humos y de la suciedad, la vida se abre paso en cualquier resquicio.

Los helechos rupícolas del género Cheilantes crecen entre los baldosines si hay humedad, quizás gracias al agua de lluvia que escurre por las paredes y se filtra entre los huecos.

 

helecho

 

Es curioso cómo nacen también las higueras en las grietas de las paredes de piedra, invadiendo las aceras. Poco futuro les espera a algunas, pues el trasiego de los viandantes no les permitirá crecer demasiado. ¿Cómo llegaron las semillas hasta estos lugares? ¿Quizás los gorriones, que andan siempre de acá para allá, las transportaron en su molleja y luego cayeron con los excrementos sobre una rendija? No es exigente la higuera con el espacio, tan solo necesita un hueco para germinar y ya se encargarán luego las hojas de buscar la luz del sol.

 

higueras

 

El Ombligo de Venus –Umbilicus rupestris- crece bien sobre muros de piedra, pero si hay suficiente humedad puede hacerlo sobre cualquier otra superficie. Como este invierno ha sido muy húmedo, ha medrado sobre las vigas de las pasarelas.

 

umbilicus-rupestris

 

Los hormigueros de los alcorques parecen pequeños volcanes a punto de ponerse en erupción, con su cráter perfecto vomitando hormigas.

 

hormiguero-1 hormiguero-2

 

Una araña verde me distrae mientras conduzco. Se ha pegado a la ventanilla del conductor, afortunadamente en el exterior. No es agradable llevar una araña dentro del coche, y menos conduciendo.

 

aran%cc%83a-verde

 

Como ha llovido tanto, esta primavera han nacido muchas flores. Algunas más comunes, como las malvas. Otras hacía tiempo que no se veían, como las anémonas.

 

malva

 

anemona-1 anemona-2

 

Los vilanos de las flores compuestas esperan pacientes al viento para echar a volar.

Semillas urbanas, que recorrerán la ciudad en busca de otros lugares en los que germinar.

 

vilano-de-flor-compueta

Ver Post >
FASCINANTES ORQUÍDEAS
img
Pilar López Ávila | 01-05-2018 | 8:27| 0

No hace falta irse muy lejos para ver orquídeas.

Las orquídeas de nuestros campos extremeños son de pequeño tamaño.

Crecen ocultas entre la hierba, a la sombra de una escoba o cerca de una encina.

Sus flores son muy especiales, con formas y colores diseñados para atraer a los insectos -sus principales polinizadores-, a los que ofrecen el néctar. Los insectos se llevan el polen a otra orquídea y de esta manera tiene lugar la reproducción.

Gracias a sus raíces con bulbos, permanecen en el suelo durante el invierno para florecer cuando la luz y la temperatura van en aumento.

En la misma ciudad de Cáceres y en sus alrededores, se puede disfrutar de esta flor, fascinante y misteriosa, maravilla de la naturaleza.

orchis-champagneuxi

Orchis champagneuxii en un encinar cercano a Cáceres.

o-champagneuxii

Detalle de Orchis champagneuxii.

 

o-lactea

Orchis lactea.

o-lactea

Orchis lactea, detalle de sus flores.

 

ophrys-tenthredinifera-manuel-romero

Ophrys tenthredinifera (cortesía de Manuel Romero).

 

 

aljucen-1

Orchis papilionacea en un pastizal cercano al río Aljucén.

 

aljucen-2 aljucen-3

Las flores de O. papilionacea imitan las alas de una mariposa.

 

En el Parque del Príncipe de la ciudad de Cáceres, se sembraron hace unos años algunas especies de orquídeas, que se pueden contemplar en este momento en plena floración.

ophrys-speculum-o-espejo-de-venus

Ophrys vernixia o Espejo de Venus.

 

orchis-italica-o-flor-del-hombre-desnudo

Orchis italica o flor del hombre desnudo.

 

orchis-italica-1

Detalle de las flores de O. italica.

 

 

Disfrutar de las orquídeas es lo mejor que podemos hacer estos días si salimos al campo, siempre tomando precauciones para no destruirlas.

Es importante no recolectarlas, ya que muchas son especies amenazadas.

Vivir con la naturaleza y llenar nuestros sentidos de su belleza.

Ver Post >
LA NATURALEZA: NUESTRA MEJOR OPCIÓN DE FUTURO
img
Pilar López Ávila | 28-03-2018 | 6:01| 0

El pasado 19 de marzo tuvo lugar la mesa redonda organizada por la Asociación Cultural Norbanova bajo el título “Nuestra naturaleza: la mejor opción de futuro”. El acto se desarrolló en las instalaciones del Instituto de Lenguas Modernas, en cuyo salón ya había organizado Norbanova otros dos debates sobre temas de actualidad: justicia y educación.

debate-naturaleza

 

Después de una breve introducción por mi parte como actual presidenta de la asociación, D. Sebastián Hidalgo de Trucios (que actuó como moderador del debate) inició su disertación a la que siguieron las de los demás invitados, cada uno de los cuales expuso su punto de vista sobre el tema que se les había propuesto.

 

img_3755

 

Sebastián Hidalgo de Trucios (Profesor de la UEx y Director del Grupo de Investigación en Recursos Faunísticos, Cinegéticos y Biodiversidad) introdujo el tema hablando sobre dos grandes sistemas de explotación que existen en Extremadura desde hace tiempo: la agricultura y ganadería extensivas de los llanos pseudoesteparios y la dehesa. Ambos tipos de explotaciones son respetuosas con el medio ambiente y son la base de un desarrollo sostenible en el que el ser humano ha generado riqueza gracias a los recursos naturales que les brindan estos sistemas a la vez que mantiene la diversidad de seres vivos que en ellos se desenvuelven.

El profesor Hidalgo alertó sobre las agresiones que están sufriendo estos tipos de explotación, debido principalmente al abandono de las prácticas extensivas, al aumento de la producción intensiva y al deterioro del medio natural por prácticas inadecuadas tales como uso masivo de pesticidas, introducción de enfermedades que han afectado a algunas especies (caso del conejo), abandono de prácticas habituales como quema de rastrojos o limpieza de matorral, etc.

Destacó la necesidad de un cambio de hábitos en su actual gestión, la vuelta a las prácticas tradicionales y la posibilidad de la puesta en funcionamiento de otras actividades que también generan riqueza, como la observación ornitológica, rutas de senderismo, aventura en la naturaleza… de manera que se pongan en valor todos los recursos naturales de estos espacios.

img_3758

 

D. Joaquín Araújo Ponciano (Naturalista, escritor y divulgador medioambiental) expuso desde un punto de vista filosófico sus ideas acerca de lo que significa vivir con la naturaleza.

“En caracteres chinos, Naturaleza se traduce como amor que alumbra, y la palabra vivir se representa como una planta creciendo… La arrogancia humana destruye la sabiduría de la naturaleza”, fueron algunas de las frases de este naturalista que lleva más de cincuenta años dedicado al activismo ecológico y cultural. Afincando desde hace tiempo en Extremadura, señaló que el disfrute de la naturaleza, desde el punto de vista de los sentimientos que nos produce vivir con ella, es la mejor opción para el ser humano, dejando incluso a un lado el valor económico que del medio natural se pueda obtener.

“La comunidad científica ha realizado el mejor descubrimiento acerca de la naturaleza, y es que jamás seremos capaces de recrear su complejidad. Por eso, lo mejor es dejar que sea ella misma la que siga adelante con su sabiduría… nadie enseña mejor economía que un bosque…”.

“Es la definición de riqueza la que hay que reformar, ahí está la auténtica reforma educativa… somos ricos en valores naturales…”

 

img_3759

 

D. Andrés Rodríguez Rodríguez, docente de profesión y actualmente Presidente del Patronato del Parque Nacional de Monfragüe, habló desde el punto de vista de la educación sobre lo importante que es inculcar los valores naturales a los más pequeños desde la familia y la escuela.

Educar significa conducir y son las actitudes de los mayores frente al medio ambiente las que los más jóvenes deben aprender”. Destacó que, aunque la educación es un proceso lento, a largo plazo, se deben dotar las materias impartidas en la escuela de habilidades para el respeto y la solidaridad, que son también valores naturales. Por orden, la familia, el profesorado, la administración y el sistema educativo, son las instituciones sociales que deben enseñar las pautas de respeto al medio ambiente, para que el desarrollo sostenible sea a la vez un desarrollo social. Subrayó la importancia de dar valor al mundo rural, donde está la verdadera economía verde y circular, frente a la explotación irracional de los recursos naturales según los intereses económicos.

Terminó su intervención poniendo varios ejemplos en los que los movimientos ecologistas iniciados por los ciudadanos consiguieron parar explotaciones que en su momento eran irracionales e iban a causar un gran daño al medio ambiente: la plantación de eucaliptos en Monfragüe y la implantación de regadíos en la Rivera de Fresnedosa. Indicó que con conocimiento de causa se pueden parar agresiones al medio ambiente como la que se pretende con la mina de litio en la montaña cacereña.

 

img_3763

 

Por último, D. Fernando Pulido Díaz, Director del Instituto de Investigación de la Dehesa de la UEx, al hilo de la intervención de Araújo, volvió a insistir en la idea de “no salirnos de las pautas maternales de la naturaleza”, en el sentido de la naturaleza como generadora de vida y como sistema de mantenimiento de la vida.

Comentó que en el programa que viene desarrollando la Junta de Extremadura (Extremadura 2030) destacan los modelos de aprovechamiento racional ya mencionados por Hidalgo, como son los llanos cerealistas y la dehesa. Tras la intensificación de las explotaciones y el abandono del campo, la “tercera vía” de explotación de los valores ambientales en consonancia con la naturaleza coloca a Extremadura en una buena posición.

“El proyecto Mosaico, proyecto de innovación social que se desarrolla actualmente en la Sierra de Gata, trata de combatir los incendios y la despoblación conservando el paisaje tradicional en mosaico, símbolo de la diversidad agrícola y ganadera de estos parajes. En este proyecto, se está implementando un modelo acorde con los nuevos tiempos en el que encaje también el ser humano”.

 

img_3767

 

Tras las intervenciones de los ponentes, en el turno de debate por parte del público salieron a relucir temas muy variados, como los planes que está adoptando la Junta de Extremadura ante el problema de la seca de la encina (producida por un hongo que destruye las raíces e impide al árbol alimentarse en épocas de estrés hídrico); el impacto que producen las toneladas de sal que se echan en las carreteras por la nieve y el hielo o el uso de herbicidas para impedir el crecimiento de las hierbas en las cunetas; los proyectos de futuro que incluyen la terciarización de la explotación de los recursos naturales (en este sentido, F. Pulido contó el ejemplo de once cabreros de la Sierra de Gata que combaten los incendios gracias al pastoreo realizado por sus cabras, y a la vez comercializan sus quesos); la destrucción de la naturaleza como reflejo del machismo imperante aún en una sociedad en la que se busca la igualdad de la mujer y la tendencia a un modelo ecofeminista de relación con el medio natural; o la lucha ante los problemas medioambientales de colectivos de ciudadanos desde el conocimiento y desde la convicción de que la unión hace la fuerza.

Por último, se habló de proteger La Montaña cacereña mediante la figura de parque periurbano de conservación y ocio, de manera que no tuviera cabida la explotación de la mina de litio que se pretende llevar a cabo.

 

img_3751

 

El debate duró dos horas y media, y se hubiera alargado más de no ser por lo tardío de la hora y la necesidad de desalojar el salón de actos.

Muchos temas se quedaron en el tintero, otros hubieran necesitado un debate paralelo y lo cierto es que hay que seguir hablando de naturaleza, de valores naturales, de gestión de recursos ambientales, de generar riqueza mediante un desarrollo sostenible acorde a las pautas que marca la naturaleza…

El ser humano forma parte de la naturaleza, vivir con ella y de ella es la mejor opción de futuro para nuestra tierra.

 

amapola

 

 

Ver Post >
FLORES DE INVIERNO
img
Pilar López Ávila | 03-03-2018 | 8:58| 0

“Margaritas, nacaradas estrellas del orbe,

constelaciones de flores que jamás se esconden”.

 

Así habla Shelley (1792-1822), poeta romántico inglés, de las margaritas, que se atreven a florecer desafiando las bajas temperaturas, apiñadas en grupos como si quisieran huir del viento frío, alfombrando la tierra y dándole un poco de color al gris invierno.

 

margarita

 

Junto a ellas, los crisantemos silvestres de un amarillo intenso.

Margaritas y crisantemos son flores compuestas, flores de flores que se agrupan en capítulos, inflorescencias que multiplican así la atracción de insectos para ser polinizadas.

 

crisantemo

 

Si las temperaturas son templadas se llena el campo de jaramagos, también llamados pan y quesito, pequeñas flores de color amarillo pálido pertenecientes a las crucíferas: cuatro pétalos en forma de cruz.

 

jaramago

 

Y en los prados, a la vera de los riachuelos, crecen los narcisos amarillos que bien podrían ser trompetas de las hadas.

 

narcisos-ii

 

Las violetas, bellas entre las bellas, que hasta crecen en mi terraza.

 

violeta

 

Los almendros florecen antes de echar las hojas y es entonces cuando la estación fría tiene que darse por vencida.

 

almendro

 

La luz aumenta cada día un poco más y la tierra queda a la espera de las otras flores.

Las que seguirán a éstas que se atrevieron a florecer en invierno.

 

flores-invierno-2

Ver Post >
LOS AMORES TEMPRANOS
img
Pilar López Ávila | 14-02-2018 | 6:35| 0

Hay señales que indican que, a pesar del frío de estos días de Febrero, la naturaleza se prepara para resurgir con fuerza.

En el caso de las aves, la mayoría de las especies aguardan todavía a un aumento del fotoperiodo y a una subida de las temperaturas para comenzar la reproducción, pero hay algunas excepciones.

 

Cuando el mirlo vuela bajo, es que tiene trabajo.

Hace ya un par de semanas que comencé a escuchar el melodioso canto del Mirlo (Turdus merula) al amanecer y al atardecer. Sobre una antena o en lo alto de un árbol, los machos cantan su melodía para atraer a las hembras.

Ahora los veo volar entre los viandantes, sorteando los coches aparcados en la calzada, incluso posados en las aceras o rebuscando en el césped de los jardines. Cuando el mirlo vuela bajo es porque está construyendo el nido o incluso porque ya tiene crías. El último mirlo que vi llevaba una carga de lombrices en el pico. Es un poco temprano y sigue haciendo frío, pero los mirlos han de ser tempraneros si quieren hacer varias puestas durante la temporada de reproducción.

 

 

Es sencillo: al sol de enero canta el verdecillo.

Al Verdecillo (Serinus serinus) se le escucha sobre todo los días soleados de invierno. A finales de enero los machos emiten su estridente pero musical melodía posados sobre un árbol, y luego vuelan pausadamente emitiendo este sonido para lucir las plumas amarillentas del pecho y del obispillo.

 

 

En diciembre, por las noches, canta el Gran Duque sus reproches.

Pero es sin duda el gran duque, el Búho Real (Bubo bubo), el rey de los amores tempranos, pues ya en diciembre puede comenzar la reproducción. Es emocionante escuchar su llamada desde a lo alto de alguna fortaleza derruida en medio del campo.

Aunque para eso tendremos que movernos de la ciudad, desplazarnos al atardecer y de paso ver a las grullas regresar al dormidero.

 

Vuelan las grullas

encima de las nubes

y entre la niebla.

 

También la Grulla Común (Grus grus) se prepara para finalizar su estancia en nuestra tierra, otra de las señales que nos muestra la naturaleza de que el invierno está casi vencido y aguarda, como siempre, una nueva primavera.

 

Ver Post >
Sobre el autor Pilar López Ávila
“Desde siempre me gustaron los pájaros, las mariposas y las flores. También escribir cuentos para niños. Hoy les hablo a mis alumnos de los misterios de la biología, paseo por el campo cuando puedo y escribo. Creo que es esencial vivir con la naturaleza, comprender sus ciclos y seguir su ritmo. Y compartir con otras personas lo vivido.”